Menú Portada
No me moverán

Un des-gobierno des-bordado

Diciembre 6, 2010

Procuro escribir sobre líneas de fondo económica e internacional. Pero, ante la semana que hemos pasado, no queda más remedio que abordar la actualidad nacional. El IBEX 35 ha quedado en 10.000; un desastre para muchos pequeños ahorradores a pesar de las subidas de los últimos días. La deuda soberana española escala cuotas de costo impresionantes. El diferencial respecto al bono alemán se dispara. El Estado español se desangra por los intereses que debe pagar. El déficit público amenaza la estabilidad de nuestras finanzas y los mercados lo saben. El BCE nos da un respiro comprando nuestros bonos, pero avisa que todo tiene un límite.

El Paro en Noviembre se comporta mejor de lo esperado, pero ello supone que ingresan en los Servicios Públicos de Empleo 24.000 desempleados más; se superan los 4,1 millones de desempleados oficiales que si no se maquillan las cifras son más de 4,5 millones (incluidos los que están realizando cursos y los de movilidad restringida). Según la EPA (la Encuesta de Población Activa) se pueden alcanzar entre 4,7 y 5 millones a finales de año. Ante el aumento de gasto por prestaciones al paro, el Gobierno se ve obligado a suspender el alargamiento del subsidio extraordinario de desempleo de 426 euros mensuales para aquellos desempleados que hayan agotado todo el periodo de prestación. La medida puede dejar en la indigencia a muchos hogares españoles. El alto porcentaje de los parados viven en hogares en los que no trabaja nadie.

Se pierde la candidatura a la sede del ‘Mundial de Fútbol’, ante una Rusia con infraestructuras más deficientes y menor afición en este deporte. Por si fuera poco Marruecos amenaza con ‘marchas verdes’ sobre Ceuta y Melilla. La política exterior se presenta preocupante.

El Gobierno responde a los mercado y a la situación de caos y lo hace privatizando AENA y la Lotería del Estado. Vende parte de las joyas de la abuela del patrimonio conjunto de todos. Anuncia que reformará las pensiones públicas alargando la edad de jubilación. El Presidente Rodríguez Zapatero  se ve obligado a suspender su viaje a la Cumbre Iberoamericana ante los incendios internos. Además aprovecha para regular los efectos de las horas extraordinarias de los controladores. Los controladores crean un caos víspera de un puente emblemático: el de la Constitución y la Inmaculada ¡Nada menos! Muchos españoles se quedan en tierra y pierden todas o gran parte de sus vacaciones ¿Un alarde de dureza justa, improvisación o maquiavelismo?

Dureza justa, porque los Controladores Aéreos han sobrepasado todas las medidas y su imagen es desastrosa. No pueden chantajear a la ciudadanía cuando cobran mucho más que la media; su actuación es impresentable. Improvisación porque la medida se podía haber tomado en otro fin de semana menos emblemático. Maquiavelismo porque se sospecha que el Ministro del Interior, Sr. Rubalcaba puede haber impulsado el caos para evitar que los medios de comiunicación ocuparan sus espacios sobre los dos temas sociales más candentes: la reforma de las pensiones, que afecta a millones de ciudadanos y la eliminación del subsidio complementario de los 426 euros mensuales al parado. Los sindicatos protestan, pero la avalancha informativa sobre lo que ocurre en los aeropuertos oculta sus opiniones. Incluso los propios ‘barones regionales’ del PSOE, el partido que apoya parlamentariamente al Gobierno, lanzan diatribas que desaparecen entre las quejas de los pasajeros.

En resumen un Des-Gobierno Des-bordado que intenta ocultar su incompetencia en economía, política exterior, asuntos sociales y capacidad de actuación ¿Y este era el Gobierno que iba a sacar a su Presidente de la baja de popularidad en que se haya sumido? Dicen que la manera de no salir de un pozo es cavando hacia abajo; parece que es lo único que saben hacer.


J.R. Pin Arboledas es Profesor del IESE. Director del Executive MBA en Madrid