Menú Portada
A renglón seguido

PP: Medicina y veterinaria

Octubre 27, 2015

Todos nos congratulamos –unos más que otros-, en especial el Gobierno, del volumen de visitantes foráneos que acogemos bajo los brazos de nuestros turísticas axilas. Acaso con la excepción de la alcaldesa Colau, quien pretende regular la asistencia de la concurrencia a la ciudad Condal debido a la masificación generada, con discutible repercusión económica, por el desaforado número de visitantes a la capital en busca del ocio personal inherente a su tiempo lliure.

Se siguen batiendo todos los récords establecidos de llegadas de anglo-franco –con perdón- ruso-chino parlantes a los diecisiete territorios que configuran la piel de toro y aledaños isleños. De entre los más frecuentados los que disponen de arenales en sus costas, donde nudistas y bañadoristas, provistos de su lengua, se dan idiomáticos baños en multitud dentro  del territorio de Poseidón.

Baños de multitudes

Paralelamente, sobre el firme de secano, la clase política gusta de darse baños de multitudes en las aulas de la ambición. Se han reunido en Madrid 4.200 representantes del Partido Popular Europeo para reconocer y fortalecer las políticas implantadas por el equipo de gobierno del correligionario Brey durante los últimos casi cuatro años de legislatura; con plomo de errores y pluma de aciertos en su gestión. Entre los asistentes dos imputados: Sarkozy, el de los calces, y el tricotilófilo Berlusconi.

Uno de los ejercicios de reconocimiento del ¡¿éxito?! obtenido ha partido de la teutona Merkel encomiando a su homólogo gallego, quien, frente a los problemas económicos, “ha cogido el toro por los cuernos”; ¡Olé! Quizá el virus de la crisis habitaba en los pitones de los bravos de la dehesa, en cuyo caso se entendería mejor la fraseología de Doña Ángela, pero dejaría en mal lugar al partido del gobierno, toda vez que habría errado el vídeo uvi-médico de precampaña no acomodándolo en la disciplina clínico-veterinaria.

Público fervoroso

Comparecía ante un público fervoroso inoculador de loas y ¡vivas! Don Mariano, y manifestaba que el número de desempleados estaba ya por debajo de 5 millones de peticionarios –datos de la EPA ofrecidos a los suyos del EPP del viejo continente- con un paroxismo exultante: “Los mejores datos de paro en años”. Será retranca compostelana o torpeza santiaguiña, porque ¡cómo serán los malos! Por su parte el partido de la rosa, con la espina de Irene Lozano, arguye que tenemos 435.000 empleados menos que en el tercer trimestre de 2011; cuando todavía gobernaban.

Las empresas restan los puestos de trabajo, pero el éxito de la suma de los mismos es patrimonio del ejecutivo de turno, según se desprende de los contenidos y énfasis procurados por los diversos portavoces del poder político, que intentan colocarnos su mercancía de mensajería de forma distorsionada y torticera, intentando aproximarnos con sofismas a la verdad de sus embustes.

El PP estará también de enhorabuena. En Portugal gobernará la lista más votada de P.C. ¿Partido Comunista?, no: conservadores de Passos Coelho, mientras aquí Rajoy –¡O yo, o el caos!- abomina de la “coalición de perdedores” o del “refresco de moda”.

Paco de Domingo