Menú Portada
Entre alfileres

Lady Gaga y el sombrerero loco

Noviembre 4, 2013
pq_938_gaga_portada.jpg

Qué cosas pueden pasar por una cabeza para taparla con… un pollo, un espermatozoide, un teléfono, una langosta o cualquier extravagancia que se le ocurra a la gran diva del pop. Lady Gaga no necesita una corona ¿Para qué? Tiene el mundo para ponérselo por montera. Por cierto, que este objeto taurino todavía no se lo hemos visto pero seguro que todo se andará.

El siguiente paso lo tiene más que claro. Ha escuchado que, según cuenta un estudio reciente llevado a cabo por estudiantes de ingeniería de la neoyorkina Escuela Cooper Union, a las cucarachas les encanta bailar su música. Las baratas mueven sus seis patitas, responden a la música de la excéntrica cantante mejor que a la de cualquier otro artista. Como ser agradecido es de bien nacido, el próximo sombrero que veamos en la cabeza de Stefani Joanne Angelina Germanotta será de CUCARACHAS VIVAS.

Algunos consejos

Los consejos nunca están de más. Así que, aquí va uno primordial. Las cucarachas no deben ser pisadas porque según cuentan las malas lenguas, los huevos permanecen en las suelas de los zapatos. Absténganse todos aquellos que un arrebato de cordura quieran pisar estos asquerosos bichitos negros situados estratégicamente en su cabeza.

Pero, ¿cómo será el sombrero? ¿Las llevará en una jaula? ¿Bajarán del pelo para recorrer  su escote? ¿Se posarán en sus nalgas? ¿Pulularán en una urna? Ni medio problema. Las cucarachas son seres vivos impolutos, limpios, limpísimos; tal es así, que pasan el 80% de su tiempo aseándose.

Ecosistema en la cabeza

El artífice del sombrero será el mismo de sus otras creaciones. Saldrá de las manos del diseñador irlandés,  favorito de la realeza británica, Treacy. Gracias a su pericia veremos en la testa de Lady Gaga un ecosistema especial, dentro de un casco transparente lleno de cucarachas vivas.

La cantante estará estupenda. Imaginen el look de un día especial: vestido hecho con varios entrecots de ternera, zapatos con plataforma acrílica en forma de pene y sombrero-jaula de metacrilato relleno de cucarachas vivas ¡Ideal!

Los plumeros que sitúa en su cabeza le protegen del diablo, según sus propias palabras. Los tocados mantienen alejados a los demonios que le rondan por la cabeza. “El sombrero es una bonita barrera. Cuanto más grande, más bonito… Me ayuda a mantener alejado a Lucifer. Me encanta lucir un sombrero lo suficientemente grande para mantener lejos de mí a la gente en fiestas pretenciosas… Me protegen”.

Estilo Dalí

El último look de la estrafalaria cantante lo definía Mecano hace años a la perfección y de manera premonitoria: “realista y surrealista, con luz de impresionista y trazo impresionante” Hemos visto estos días a Lady Gaga, y nos ha apasionado, con un bigote estilo rococó, tipo Salvador Dalí, y un sombrero retro que simulaba un pollo con un simpático pico. Lucía un Galiano amarillo, asimétrico y con una curiosa manera de lucir el cinturón. 

¿Encontraré yo algo así en una tienda de segunda mano o en un outlet? Me da igual. Me encanta. Me da igual. Dixit Mario Vaquerizo.

Por Garbo