Menú Portada
Atando cabos

El Banco de España deja sin argumentos a la Plataforma Antidesahucios de Colau

Mayo 12, 2013

Los datos colocan todo en su sitio. Acaban con la demagogia, las exageraciones y las medias verdades. El Banco de España ha tirado esta semana por la borda todos los desmesurados argumentos que ha venido utilizando y manipulando la Plataforma Antidesahucios liderada por Ada Colau. No se trata de obviar un problema, y menos de poner soluciones, como así se ha hecho, pero sí de colocar ese problema en su justa medida.

Hasta ahora, la estadística utilizada por la Plataforma de Ada Colau era la del Consejo General del Poder Judicial, y utilizaba estos datos para proclamar abiertamente que España acumula más de 400.000 desahucios desde 2008 hasta 2012 a un ritmo de 83.000 casos al año. Pero eso son ejecuciones hipotecarias, no desahucios. La Plataforma de Colau no quiere contar la verdad y obvia que no todas las ejecuciones acaban en desahucio, lanzamiento o desalojo, y que, además, la inmensa mayoría de éstas no afectan a la primera y única vivienda. Las ejecuciones y lanzamientos que contabiliza el Poder Judicial incluyen todo tipo de procesos: inquilinos expulsados por no pagar el alquiler, segundas viviendas, extranjeros que regresan a su país de origen y abandonan el piso, solares, terrenos no edificables y promociones inmobiliarias requisadas a la empresa deudora o demandas judiciales en las que al final se llegó a un acuerdo.

Ahora, el informe estadístico oficial del Banco de España tumba los principales argumentos utilizados por la Plataforma de Colau. El primero, y más importante, es el referido al número total de desahucios. Según esta estadística, tan sólo se produjeron 14.165 desalojos de primera vivienda en 2012, una cifra muy en línea con los 15.000 casos hasta 2011 que reveló la banca y los cerca de 25.000 desde 2008 que estima el Poder Judicial. Pero con independencia de la cifra exacta, todas ellas están a años luz de los 400.000 desahucios que denuncia la plataforma de Colau.</span>

En el 77% de los casos se incluyó la dación en pago

Los datos también acaban con otro mito. En España no hay dación en pago. Como si entregar la vivienda fuera un beneficio, pero en cualquier caso, de todos los desahucios producidos en nuestro país, el 77% de las entregas voluntarias pactadas por las partes incluyó la dación en pago, de modo que el traspaso de la vivienda saldó toda la deuda.

La estadística oficial también revela que la entrega de vivienda habitual por impago tan sólo afectó al 0,53% de las hipotecas, desmintiendo la existencia de un problema generalizado, el “drama social” que proclama la Plataforma de Ada Colau. Además, a diferencia de lo que denuncia esta plataforma, el informe pone de manifiesto que en la mayoría de los impagos (56%), entidad y deudor llegaron a un acuerdo.

Por otro lado, hay que destacar que dentro de los desahucios judiciales, de los 14.165, sólo 2.405 desalojos se produjeron con la vivienda ocupada. Es decir, que esos cientos de miles de casos de familias a las que, en teoría, se expulsaban de su casa sin tener otro sitio al que ir, en realidad, no llega a 2.500 en el peor año de la crisis. Esto supone el 7% de las entregas y el 0,04% del volumen total de hipotecas. Por último, el Banco de España apunta a que sólo en 355 ocasiones fue necesaria la intervención de las fuerzas del orden para forzar el desalojo. Esta última cifra contrasta con los “miles” de casos en los que, según la Plataforma de Colau, han intervenido sus afiliados para evitar el desahucio.

Se podrá seguir argumentando el atropello, que lo hay en los casos más vulnerables, pero a los que se ha puesto solución paralizando esos desahucios. Se podrán seguir alentando acosos y escraches, se podrá seguir intentando boicotear sesiones parlamentarias, se podrán seguir dando lecciones sobre legislación y cifras…pero al menos, ya conocemos oficialmente los datos. Ya sabemos de cuántos casos estamos hablando.

Juan de Dios Colmenero es Redactor Jefe de Nacional de Onda Cero Radio