Menú Portada

¿Y no la podemos cambiar?

Abril 6, 2014

Me refiero a la Semana Santa. Porque lo primero que deben saber es que tenemos por delante unos días de puro verano, de manga corta y de tiempo estable. ¿Y qué problema ahí?, pues que de nuevo el anticiclón y los pasos de Semana Santa parecen incompatibles y los cofrades parecen condenados a La Cruz de la Borrasca con numerosas tormentas como corresponde a la primavera. Pero no nos pongamos la venda antes que la herida y vayamos paso a paso, que en primavera la previsión se puede dar la vuelta en un santiamén.

De momento lunes, 7 de abril y que se vayan preparando los alérgicos, que celebran su semana grande, porque las altas presiones, el calor y la ausencia de lluvias suelen ser sinónimo de estornudos.  El anticiclón, ya tiene un sitio entre nosotros y viene para quedarse al menos hasta el viernes. Superada  la semana del paraguas, donde buscar una esquina donde no lloviera, salvo en el cantábrico, fue  una quimera, alzamos el telón a los 5 días de Oro del Ventilador.  Encontrar un rincón de España donde ver llover será difícil, salvo el noroeste de Galicia, cantábrico y pirineos occidentales, que lo hará de forma testimonial. Algunas nubes al norte de las islas de más relieve del norte de Canarias y nieblas matinales en las cuencas de los ríos. Hasta el viento parece tomarse un respiro y sumarse a la fiesta del tiempo tranquilo.

Por lo más destacado es el aumento de las temperaturas, que durante el fin de semana dieron un paso al frente y se consolidan.  En la costa lucense en Foz, 22 grados, Torrijos en Toledo, 26 grados, que será hasta 28 en Almería capital, sin olvidarnos de los 23 y subiendo en Ibiza. Pueden ustedes quejarse de que es lunes pero desde luego del tiempo, no podrán decir ni pio. Eso sí les aconsejo

“Hasta que no pase abril, no aligeres el vestir.”