Menú Portada

Trancazos

Junio 18, 2013

Hablo en primera persona y creo que no soy el único durante estos días está malito con la garganta, de la tripita o ha cogido un buen resfriado. La culpa la tienen los continuos cambios del tiempo, variaciones de hasta 18 grados menos en Sevilla, en dos días, y que no tenemos suficiente cuidado. Nos subimos al torete, el coche, al sol con 40 grados, ponemos el aire acondicionado, ¡qué agustito!, diría el maestro Ortega Cano, pero estamos comprando muchas papeletas para mangarla,¡ seguro!. Y ya no les hablo si tienen mal el estómago, que seguro le van a decir su médico, que es un virus veraniego.

 Pero no es cuestión de estar llorando por las esquinas. Porque este miércoles 19 de junio, viene marcado por la mejoría del tiempo. Los avisos por tormentas, lluvias y deshielos, que han tenido en jaque a 260  vecinos de Arán en Cataluña, mejoran. Se levantan las alertas  por mala mar y vientos de poniente en el sureste. Las temperaturas comienzan a recuperarse. La meseta norte gana un par de grados y se acerca a la decena, pero hace falta algo por los hombros al norte de Guadalajara o en Vinuesa, Soria, 6 de mínima. La franja central, ha detenido la caída de los mercurios y mantienen los 20 grados en los Yébenes, Toledo. La reina de las máximas sigue estando en la Baleares, Manacor, sigue apostando por tiempo estable y unos apacibles 30 grados.

Si es cierto, que el panorama mejora, pero no les voy a negar que continúe la inestabilidad, sobre todo en el tercio norte, donde no tendremos los tormentones de ayer en los pirineos, Aragón y nordeste, pero no dejará de llover de forma más moderada al norte de Lugo, toda la costa asturiana, el sistema central o la serranía conquense. A últimas horas se puede escapar algún chaparrón en el interior de Castellón. Los cielos más despajados corresponden una jornada más a toda Andalucía, Extremadura y sureste. Canarias mantienen la nubosidad al norte a primeras horas. Los alisios que siguen soplando con ganas en La Gomera y el Hierro.

Junio es todo día; los viejos y achacosos tienen todo el día.