Menú Portada

Sergi Roberto: El proyecto personal de Luis Enrique y uno de sus mayores triunfos como entrenador

Septiembre 29, 2016
sergi-roberto

Para un entrenador nunca resulta fácil destacar en plantillas tan excelsas como las de Real Madrid o Barcelona. Normalmente las portadas las copan los futbolistas y, a lo sumo, se hace hincapié en la capacidad de gestión de un vestuario plagado de estrellas cuando llegan los éxitos. Esto se acentúa más si cabe en el Can Barça, donde la sombra de Pep Guardiola sigue siendo muy grande. Incluso para Luis Enrique.

Por ello, los técnicos de estos grandes equipos intentan refugiarse en proyectos con jugadores de menor envergadura, aquellos que parecen no tener sitio en una escuadra de tal calidad. El de Luis Enrique, sin duda, se llama Sergi Roberto Carnicer. El de Reus siempre estuvo considerado como uno de los jugadores más prometedores de la cantera culé. Incluso lo llegaron a bautizar como el sucesor natural de Xavi Hernández. ¿Palabras mayores? Quizás no. El problema es que nadie había dado con la tecla. Cuando Roberto parecía condenado al ostracismo, apareció el técnico asturiano para cambiar su posición y, por ende, su carrera.

Una decisión meditada

Fue hace más o menos un año cuando Luis Enrique decidió recolocar a Sergi Roberto en el lateral derecho. No fue, ni mucho menos, un impulso. Durante la recta final de la temporada 2014-15, el entrenador del Barcelona ya indicó al jugador cuál iba a ser su nuevo rol. En un principio, iba a servir como comodín ante las eventuales ausencias de Dani Alves. La llegada de Aleix Vidal, que no pudo jugar hasta enero de 2016, no cambió en exceso el plan a seguir. Después de un trabajo técnico y táctico concienzudo, el futbolista debutó en su nueva posición en la segunda jornada de la campaña pasada (Barcelona 1-0 Málaga).

Poco a poco Sergi Roberto se fue haciendo más grande en el carril diestro. Lo que parecía que no funcionaba en la medular pasó a deslumbrar en la banda derecha. Durante años se le achacó al joven jugador (24 años) no tener hechuras para el fútbol profesional. Poseía un gran potencial técnico, pero carecía de capacidad física para un despliegue exigente y a menudo parecía perdido en el terreno de juego. Luis Enrique ha sabido enseñarle el camino adecuado y ahora -y tras la marcha de Dani Alves- se ha convertido en un fijo. El asturiano no lo ha formado para ser un lateral al uso, sino el lateral del Barcelona. Ahí radica el éxito de esta maniobra.

El preparador, a pesar de los títulos conseguidos en el banquillo blaugrana, ha pasado por  varios momentos delicados: su falta de entendimiento con algunas de las estrellas del equipo y su habitual antipatía en la sala de prensa le han valido para estar en la picota en más de una ocasión. Por eso ahora mira con orgullo lo que ha logrado con Sergi Roberto. Se podría decir que es algo suyo, personal, uno de sus mayores éxitos como entrenador. Siempre se recordará, por ejemplo, a Goyo Manzano por reconvertir a Juanfran en lateral. Con Sergi Roberto y Luis Enrique pasará lo mismo.

¿Renovación en marcha?

Sergi Roberto tiene contrato con el Barcelona hasta el año 2019 y una cláusula de 40 millones de euros. Su espectacular inicio de temporada (lidera la tabla de asistentes de la Liga, con 5) ha hecho que varios equipos se interesen en el futbolista. Por ello, el Barcelona podría tener en mente ofrecerle una mejora de contrato en las próximas fechas que, además de un incremento de sus emolumentos, incluyese una subida de su cláusula. Su agente, Josep Maria Orobitg (que también lleva a Pep Guardiola) está preparado para comenzar las negociaciones.

Felipe de Luis Manero

@FelipedeLuis99