Menú Portada
El Instituto de Crédito Oficial, además, asegura que la tasa de paro es inferior y la tasa de actividad femenina superior

Según el ICO, la Comunidad Autónoma de Madrid creció en el período 1996-2008 por encima de la media nacional

Junio 5, 2009

Su tejido empresarial es superior al de la media de España

Los salarios en Madrid crecieron por encima de los precios, mejorando el poder adquisitivo de los madrileños.

Los gastos de I+D son nueve décimas superior a la media, lo que demuestra la apuesta de la economía madrileña por la economía productiva.


No lo decimos nosotros. Tampoco el diario El País. Lo asegura, ni más ni menos, que el Instituto de Crédito Oficial (ICO), que preside Aurelio Martínez: la Comunidad Autónoma de Madrid creció en el período 1996-2008 por encima de la media nacional.

Los datos del ICO son demoledores, la economía madrileña se ha comportado de forma sensacional en los últimos años, una economía que aunque como toda la economía nacional ha crecido mucho con el sector de la construcción, a diferencia de otras regiones también se ha sustentado en la apertura exterior con decenas de multinacionales que han abierto sus filiales para el sur de Europa en Madrid, un mayor tejido empresarial y una apuesta por la I+D casi el doble que la media nacional.

Gracias a todo esto ha “soportado” económicamente un increíble crecimiento de la población, todo ello sin la compensación adecuada de este mayor peso que supone el incremento del gasto público para cubrir servicios esenciales, por parte del Gobierno central. No hay que olvidar los 9 nuevos hospitales, decenas de quilómetros de metros y cientos de colegios y centros de salud entre otras inversiones. Y es que la promesa de ayudas del Gobierno suelen quedarse en agua de borrajas.

Por ejemplo y volviendo al ICO, El presidente del Gobierno ha utilizado en repetidas ocasiones la evolución de las diferentes líneas de financiación del Instituto como una de las pruebas del presunto éxito de las medidas adoptadas. Pero todo parece quedar en palabras. Pese a que cada quince días, periodicidad con la que el ICO facilita la información, son más las empresas y particulares que acuden al instituto público, lo cierto es que el dinero distribuido es insignificante: menos de 6.000 millones de euros. Además, el propio Aurelio Martínez, ha admitido que el escenario que baraja es que, a final de año, se habrán distribuido unos 20.000 millones de euros de las diferentes líneas ICO, cuando lo presupuestado rondaba los 37.000 millones de euros. Es decir, casi la mitad de los fondos con los que el ICO contaba no van a ser distribuidos en los sectores productivos ni los hogares, pese a que las quejas de que el crédito no llega persisten. Las promesas no dan de comer al empresario ni a sus trabajadores.