Menú Portada
LA CORRUPCIÓN URBANÍSTICA DE COSTA A COSTA (IV)
El ex-alcalde Telmo Martín es el actual presidente del PP de Pontevedra

Sanxenxo, donde un alcalde hace negocios con su propia constructora

Julio 20, 2008

Erase una vez una tierra en el norte de España en la que uno podía disfrutar de playas sin hormigón, sin chalets invadiendo la costa, esto hasta hace poco. En los últimos años las constructoras han descubierto un filón en las costas Gallegas, no se salva ninguna provincia incluso localidades muy urbanizadas como Sanxenxo.

pq_569_Telmo.jpg

Sanxenxo, conocida como la Marbella del norte puede seguir sus pasos. Ya queda poco donde urbanizar, y es que su ex-alcalde, Telmo Martín, presidente del Partido Popular de Pontevedra y por un puñado de votos casi alcalde de la capital de provincia dejo como herencia un Plan de Urbanismo en el que se contemplaba la construcción de 11.000 nuevas viviendas en una población de 17.000 almas. Sanxenxo aprobó varios desarrollos urbanísticos antes de que estuvieran en marcha el Decreto de medidas urgentes aprobadas por el Gobierno autonómico para parar el urbanismo salvaje en el litoral gallego. De esta forma, varios proyectos en marcha desde 2003 se libraron de ser ilegalizados, a pesar de situarse en la franja de protección de 500 metros desde la línea de playa que establece el Decreto. Lo mas llamativo es que Telmo Martín era y es socio de la constructora y promotora inmobiliaria Construcuatro, la cual consiguió pingues beneficios en la zona mientras fue Alcalde. Allí, entre los años 2000 y 2004, la empresa Construcuatro, de la que Martín es socio, adquirió tres fincas que sumaban 3.641 metros cuadrados, por 600.000 euros. Según el Registro de la Propiedad, esas fincas eran rústicas en el momento de la compra, un error alegan desde la constructora. En 2005, la empresa de Telmo se las vendió, ya recalificadas, a Construziona, una sociedad participada por Xosé Cuiña y por su familia. También participa en dicha empresa Francisco Doblas Bermejo, ex concejal del Ayuntamiento de Vigo por el PP. La venta fue por 2,4 millones de euros. Y si no lo hacía el ayuntamiento lo hacía la diputación provincial también regida por el PP. La Diputación de Pontevedra calculó en 1.900 euros el precio de venta del metro cuadrado construido en Portonovo (Sanxenxo), a través de un convenio del que se benefició una empresa del alcalde de Sanxenxo, Telmo Martín, del PP. Así se establece en el acuerdo firmado por Construcuatro con la institución provincial, por la que ésta traspasó los derechos de edificación de 1.460 metros cuadrados expropiados para un vial a cambio de 500.000 euros, eso si, el precio medio de la zona rondaba los 6.000 euros el metro cuadrado. Negocios y política, política y negocios, lo cierto es que Telmo Martín tien una participación de un 33% en una promotora que la Xunta le ha abierto expediente sancionador por vender vivienda protegida con sobreprecio.