Menú Portada

Rodríguez Menéndez ataca de nuevo: pretende presentarse a las elecciones generales por el Partido Socialista de la Justicia, del que es secretario general

Octubre 1, 2015
IMG_0749

El controvertido abogado Emilio Rodríguez Menéndez, de 67 años de edad, vuelve a atacar de nuevo y pretende convertirse en un importante líder político español. Para ello, ya ha comenzado a hacer campaña por las calles de Madrid llenando de pasquines y carteles de su partido político, Partido Socialista de la Justicia, las farolas de los barrios más emblemáticos de la capital de España (como puede apreciarse en la foto que adjuntamos). El abogado pretende presentarse, sin rubor alguno, a las próximas elecciones generales por su partido, el PSJ.

Rodríguez Menéndez creó el Partido Socialista de la Justicia (PSJ), en el año 1995 “con la intención de luchar contra la corrupción existente en los restantes partidos políticos y, en especial, en el Gobierno del PSOE presidido entonces  por Felipe González”. El PSJ concurrió ya por primera vez ese mismo año a las Elecciones Municipales de la localidad madrileña de Las Rozas, donde vivía el abogado en una suntuosa mansión rodeado de tigres y leonas. Y lo hizo bajo el nombre “Agrupación Independiente de Las Rozas“. La candidatura fue encabezaba por el propio Rodríguez Menéndez y consiguió, sin mucho éxito, tres concejales en ese Ayuntamiento gobernado por el PP y por su más que controvertido alcalde Bonifacio de Santiago. Por esas mismas fechas, el abogado asumió la dirección de la Editorial Católica Grupo de Prensa, que editaba el diario Ya y el periódico Hoy Madrid, con el fin de servir de trampolín mediático a los colaboradores del GAL en su lucha contra el entonces director de El Mundo, Pedro J. Ramírez. Esta lucha mediática le costó muy cara –fue juzgado y condenado-, y le impidió seguir con la actividad política del PSJ.

Su pacto con Gil y Gil

La unión de Rodríguez Menéndez con los personajes más singulares y corruptos de España, le llevó a unir sus fuerzas con el ex alcalde marbellí, Jesús Gil y Gil. Así, a principios de los años dos mil, durante una comida en el Club Financiero de Madrid, cuartel general de la familia Gil, el dueño del Atlético de Madrid le ofreció unirse a él para encabezar las elecciones municipales en Marbella, de las que luego salió elegido Julián Muñoz, del que Gil y Gil ya no se fiaba mucho.

Rodríguez Menéndez aceptó la propuesta de Gil y sellaron un acuerdo. Sin embargo, la pérdida de poder de Jesús Gil, con su inhabilitación y “el golpe de Estado” de Julián Muñoz, dieron al traste con esta unión temporal de intereses. No obstante, ni Gil ni Rodríguez Menéndez se distanciaron nunca ni ello mermó su relación. El abogado siempre fue fiel a las causas gilistas.

Ante la imposibilidad de participar en las elecciones de Marbella, Rodríguez Menéndez decidió presentarse por La Línea de la Concepción, otra ciudad clave al ser límite de España con Gibraltar. El abogado encabezó de nuevo la lista, llevando de segundo al periodista Samuel Fernández. Evidentemente, perdieron y no sacaron ni un sólo concejal. Se enfrentó a otro singular personaje, Juan Carlos Juárez, elegido en 1999 en las listas del GIL y candidato en esta ocasión del Partido Popular. Tras estas elecciones, se confirmó la sentencia contra el abogado por el caso del vídeo de Pedro J. Ramírez. Terminó fugándose de España a Argentina.

Su fuga a Argentina

En el año 2005 la Audiencia Nacional le condenó a dos años de prisión por haber difundido en 1997 un vídeo de contenido sexual en el que se atentaba contra la intimidad del entonces director de El Mundo, Pedro J. Ramírez. Tras esta condena, Rodríguez Menéndez se fugó a Argentina. Pero regresó a España de incógnito en 2006 para visitar a su madre, que se encontraba gravemente enferma. Fue entonces cuando se le detuvo y fue encarcelado. Ese mismo año, el Tribunal Supremo elevó de seis a diez años otra condena que ya pesaba sobre él por defraudar cuatro millones de euros entre 1990 y 1994 a la Hacienda Pública española. En agosto de 2008, tras pasar varios meses en prisión, volvió a escaparse aprovechando un permiso de cuatro días.

IMG_0749
Rodríguez Menéndez ataca de nuevo

Se instaló en Buenos Aires en septiembre de 2008 al estar perseguido por la Policía española. Allí abrió un bufete con una docena de empleados, ya que él tampoco figuraba como abogado en ninguno de los juicios de sus defendidos. Ya con anterioridad, estando preso en España, Rodríguez Menéndez también se las arreglaba para despachar con sus colaboradores y trabajar como letrado.

En España, está expedientado

En España, al abogado se le han abierto cuatro expedientes disciplinarios desde el año 2005 hasta que se fugó a Argentina. Eso ha llevado al Colegio de Abogados, como ya publicó este periódico ha advertir por escrito a todos los Juzgados de la incompatibilidad profesional de Rodríguez Menéndez para ejercer como letrado. Menéndez está suspendido oficialmente del ejercicio de la abogacía, sin solución de continuidad, desde el 17 de agosto de 2014 hasta el 16 de enero de 2016. A pesar de ello, ha abierto despacho profesional en la capital de España con el fin de presentarse en todos los casos de corrupción y hacer de acusación popular en ellos. Para ello, ha creado la Asociación Pro-Justicia Siglo XXI.

La preocupación en los estamentos oficiales por la aparición en la escena pública de Rodríguez Menéndez es máxima ante las presuntas ilegalidades que pudieran cometerse. Por ello, el propio Colegio de Abogados ha pedido a los jueces que eviten las actuaciones profesionales del mencionado abogado y que “trasladen a este Colegio de Abogados la eventual actuación profesional con quebrantamiento de sanciones disciplinarias“. El letrado, que está inhabilitado, tiene importantes pleitos con sus ex colaboradores a los que ha pagado con cheques sin fondos.

Ahora, de nuevo, ataca otra vez. Pretende presentarse a las elecciones generales. Todavía no sabe por que circunscripción, aunque probablemente sea por Madrid, “pero hará campaña por todo el país”, dicen sus acólitos. Según estos, “ya tenemos más de 27.000 afiliados”. Lo que sí es notorio es que el PSJ está intentando estructurase en varias provincias; por ejemplo, en Galicia, donde en los próximos días el letrado inhabilitado tiene previsto hacer un periplo propagandístico.

Juan Luis Galiacho

juanluisgaliacho@extraconfidencial.com

@jlgaliacho