Menú Portada
Reunión de Juan Pablo Lázaro y Antonio Miguel Carmona

PSOE y CEIM coinciden en la necesidad urgente de bajar el IBI en Madrid

Julio 15, 2015

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Madrid y el presidente de la Confederación Empresarial de Madrid han destacado la necesidad apremiante de reducir en Madrid el Impuesto de Bienes Inmuebles

pq_933_lazaro-CEIM.jpg

En una reunión o en la sede de la CEIM, Antonio Miguel Carmona ha destacado el “momento trascendental” que vive Madrid y ha debatido con el presidente de la patronal varias propuestas, como la de pedir al Gobierno local la convocatoria del Consejo de Madrid para acordar que las decisiones con respecto a los intereses de la ciudad sean “concertadas” con los sindicatos y con los empresarios.

Con respecto al IBI, Carmona ha dicho que lleva una década pidiendo su reducción, a pesar -ha dicho- de que el PP en ese lapso “lo ha multiplicado por tres“. El presidente de la patronal, por su parte, ha dicho que el IBI</strong> actual de viviendas y locales comerciales, que “ya no valen lo que valían“, está calculado con arreglo a un “valor catastral anterior a la crisis“, y ha defendido la necesidad de que sea “modificado a la baja ya“.

Rehabilitación de vivienda y turismo

El portavoz socialista ha destacado también que ha propuesto que una comisión estudie un plan de rehabilitación de 120.000 infraviviendas en Madrid de manera que supusiera una forma de encarar el desempleo, que es el principal problema para los ciudadanos de Madrid, pues generaría más de 65.000 puestos de trabajo.

Carmona y Lázaro han debatido también la necesidad de agilizar las licencias para establecimientos o empresas del comercio, o de destinar el suelo industrial de Madrid a empresas industriales, de tecnología o de importación y exportación.

Con respecto al turismo, Carmona ha expresado a la directiva de la CEIM la necesidad de duplicar el número de visitantes a la capital promoviendo a Madrid como “capital mundial del español” y aumentando el cine, el teatro.

IFEMA
 
Durante la reunión, según Carmona, ha sido abordada la necesidad de reformar la Institución ferial de Madrid (IFEMA) y convertirla en un “instrumento válido“, con una “gestión profesionalizada” que evite la “situación decadente que ha vivido en los últimos años“.

A preguntas de los periodistas al término de la reunión ambos se han referido a la tasa turística que habían mencionado la víspera fuentes del Ayuntamiento pero que la alcaldesa, Manuela Carmena, ha descartado.

Carmona ha reiterado que es partidario de una tasa no recaudatoria pero sí que pudiera ser gestionada por empresarios y destinada a promover el turismo de Madrid en el mundo, y Lázaro ha dicho que los empresarios de Madrid “no son partidarios de tasas” y prefieren pensar que “no se pondrá en marcha“, como finalmente ha anunciado el Gobierno local.

Juan Pablo Lázaro sí ha insistido en la necesidad de “potenciar el comercio, el turismo y el tejido industrial“, sectores en los que “queda mucho por hacer” y en los que, ha dicho, los empresarios están “dispuestos a invertir tiempo y esfuerzo“.