Menú Portada

Pese a la crisis, España ha pagado 1.500 millones en dos años a instituciones financieras mundiales

Noviembre 5, 2015

Entre 2013 y 2014 los españoles hemos pagado más de 1.500 millones de euros a organismos financieros mundiales. Pese a la crisis económica, España ha tenido que aportar 424,51 millones de euros a instituciones financieras multilaterales, además de los 970 millones que tuvo que poner para la ampliación de capital de 60.000 millones más del Banco Europeo de Inversiones (BEI), en el que nos corresponde una cuota del 9,7%, y del pago de otras grandes cantidades a distintos organismos internacionales. Son datos oficiales del Gobierno, recogidos en un Informe remitido al Congreso en el que destaca eufórico que “estamos al corriente de pago”.

rajoy lagarde

El Informe, que detalla las aportaciones españolas al capital de distintas instituciones financieras multilaterales realizadas entre 2013 y 2014, señala claramente que en 2013 se pagaron 9,7 millones de euros al Banco Interamericano de Desarrollo (BID); 39,8 millones al Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF, perteneciente al grupo BM), y 98,3 a la CAF. En 2014 las aportaciones de capital a esas mismas instituciones fueron de 4,7 millones (al BID), 18,9 (al BIRF) y 47,7 millones de euros (a la CAF).

En este año de 2015 que finaliza no hay aportaciones de capital atrasadas; es decir, que el Gobierno de Mariano Rajoy destaca de forma eufórica que “estamos al corriente de pago”, aunque en España la Administración sea morosa con, por ejemplo, los expedientes del FOGASA, como ya informó Extraconfidencial.com el pasado 14 de octubre con todo lujo de detalles.

Por lo que respecta a aportaciones a fondos y en depósito, España también está al corriente de todas sus obligaciones contraídas con instituciones financieras multilaterales (IFM), con la excepción de un débito aún de 205,41 millones de euros, según reconoce el Gobierno en dicho balance.

Pagar, pagar y pagar

Ahora bien, de los impagos que constaban como tales en 2013, 160,3 millones fueron desembolsados a finales de 2014 con el siguiente desglose: 0,9 millones al Banco Centroamericano de Integración Económica; 30 al Fondo de Tecnologías Limpias del Banco Mundial (CTF); tres al fondo del Banco Mundial (BM) para el Centro de Educación a Distancia para el Desarrollo Económico y Tecnológico (CEDDET); 8,3 a la Iniciativa Iberoamericana del Carbono (IIC), de la Corporación Andina de Fomento; 17,8 al Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF); 20,3 a la IX aportación al Fondo Asiático de Desarrollo (FAsD), y 80 millones al Fondo Africano de Desarrollo (FAD).

Es decir, que en 2014 España se puso prácticamente al corriente de los pagos multilaterales, aunque para ello Mariano Rajoy tuvo que imponer el recortazo en las prestaciones sociales. Pero, pese a todo, el Gobierno ha reconocido un débito de 45,1 millones de euros, cuya dotación presupuestaria no se incluyó en el Real Decreto-ley 14/2014, de 7 de noviembre, por el que se libraron los pagos pendientes de 2013. Ese débito correspondía a 41,8 millones del FAD, más 3,3 millones suplementarios de la Iniciativa Iberoamericana del Carbono (IIC), de la Corporación Andina de Fomento (CAF).

La gran aportación española al BEI

El Banco Europeo de Inversiones (BEI), es propiedad de los 28 Estados miembros de la Unión Europea y de la cuota atribuida a cada Estado, estos tienen obligación de su desembolso por el 8,92 % del total que les corresponde. A España le corresponde una cuota de participación del 9,7 % sobre el capital suscrito, lo que, pese a lo endeble de nuestra economía, la sitúa como quinta accionista del banco.

El Gobierno confirma en su documento que en junio de 2012 los Jefes de Estado y de Gobierno de los países de la Unión Europea apoyaron una ampliación de capital del BEI, dentro del Programa para el Crecimiento y el Empleo. El objetivo era incrementar en 60.000 millones de euros el volumen de préstamos en el periodo 2013-2015, por lo que se decidió elevar el capital suscrito del BEI en 10.000 millones de euros, hasta los 243.284 millones actuales.

Ahora bien, dado que la cuota española se sitúa en el 9,7%, a España le correspondió aportar a la ampliación un total de 970 millones de euros, si bien el Gobierno de Rajoy pactó realizar el desembolso de forma escalonada en tres años. Así, el Ejecutivo español reconoce haber desembolsado 485,1 millones en 2013 y otros 242,5 millones en 2014, pero queda pendiente el último pago, que ha de realizarse antes de finalizar 2015 por un total de 242,5 millones de euros.

Banco Mundial y Fondo Monetario Internacional

En relación al Fondo Monetario Internacional (FMI), España está al corriente de pago, pero mantiene obligaciones de disponibilidad de suministro de recursos mediante las cuotas y líneas de préstamo conocidas como Nuevos Acuerdos de Préstamo, así como un Acuerdo de Préstamo Bilateral al FMI por los siguientes importes: Cuotas: 4.023,4 millones de Derechos Especiales de Giro (DEG); Nuevos Acuerdos de Préstamo: 6.702,2 millones de DEG, y Acuerdo de Préstamo Bilateral: 14.860 millones de euros.

Por lo que se refiere a otros ámbitos multilaterales, la Secretaría de Estado de I+D+i admite en el Informe que citamos que España participa en grandes infraestructuras científicas para lo que, independientemente de la cuota del CERN, se han pagado 17,5 millones de euros en 2014 para proyectos concretos. Aun así, a fecha 31 de diciembre de 2014 manteníamos deudas con el CERN por 42 millones. Casi nada.

Jorge Ventura