Menú Portada
Mientras 416 bienes históricos divididos entre la riqueza militar, natural, religiosa y arqueológica están en peligro

Patrimonio Nacional se gasta cerca de 60.000 euros en tapizar un lote de sillas para sus festejos

Septiembre 19, 2013

Las sillas viajeras son “realizadas en caoba o madera de laguán con respaldo vuelto calado con una cartela central que representa motivos vegetales dorados, inscritos en un óvalo”

El concurso se ha adjudicado en un procedimiento negociado sin publicidad
Estos 120 asientos son utilizados en la celebración de los actos oficiales organizados por el Organismo Público

Normal
0

21

false
false
false

ES
X-NONE
X-NONE

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Tabla normal”;
mso-style-parent:””;
font-size:11.0pt;”Calibri”,”sans-serif”;}


Gran parte del patrimonio histórico español está en una situación de riesgo. Desde 2006, la asociación sin ánimo de lucro ‘Hispania Nostra’ se ocupa de elaborar la ‘Lista roja de Patrimonio español en peligro’. Cada año más elementos se suman a una enumeración que no cesa de crecer y que refleja una dolencia que el Estado español debería erradicar de cuajo: la destrucción de la historia que contemplan sus años.

A día de hoy, comparecen en este documento 416 bienes patrimoniales divididos entre la riqueza militar, natural, religiosa y arqueológica. Entre estos elementos destacan algunos de gran valor como el Parque de Doñana de Andalucía. La situación agónica que vive el país debido a la crisis convierte el problema en mucho más acuciante. En este sentido, tanto Patrimonio Nacional como la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales -enmarcada en el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte de José Ignacio Wert– deben priorizar sus inversiones y optimizar sus recursos para salvaguardar la historia de nuestro país.

Patrimonio continúa con sus gastos

Ante esta situación, en lugar de programar una sólida partida para intervenir el patrimonio histórico más desatendido, el Consejo de Administración del Patrimonio Nacional viene de adjudicar el contrato que recaerá en la empresa Santo Mauro Proyectos S.L. Este convenio para el “retapizado y arreglo de cien sillas denominadas viajeras”, servirá para engalanar los actos de este departamento. Para ello se ha llevado a cabo un procedimiento de licitación negociado sin publicidad y de tramitación ordinaria.

En total se disponen 55.660 euros (casi diez millones de las antiguas pesetas) para el arreglo -barnizado, cambio de tela y dorado- de estas ciento veinte sillas, en atención a su uso para la celebración de los actos oficiales organizados por Patrimonio Nacional. Las sillas viajeras son “sillas realizadas en caoba o madera de laguán con respaldo vuelto calado con una cartela central que representa motivos vegetales dorados, inscritos en un óvalo. Las partes delanteras tienen forma de “estipite” con motivos dorados intercalados, siendo las traseras de sable”. Mientras, gran parte del patrimonio español sigue desamparado sin protección alguna.