Menú Portada

Operación Marta Ortega: prosigue el blanqueo de la imagen de una hija de papá dedicada a sus caballos y sus cosas

Junio 1, 2016

Hasta el novio que luce parece de diseño ad hoc. Su hermana Sandra, al decir de los que la conocen, podría hacerlo mucho mejor. Sentido común no le falta. A Isabel Preysler no le gustaban los toros, pero triunfó en Las Ventas junto a Mario Vargas Llosa. Por mucho que lo niegue sigue intentando vender la casa de Puerta de Hierro, podría mudarse al domicilio del escritor, a quien le ha tocado en el reparto tras su divorcio la vivienda de Madrid. Lara Álvarez no tiene novio como se ha publicado.

marta ortega

Primero fue la revista Hola, quien dedicó casi medio número a hablar de las excelencias de una chica  que se pasa el día montando a caballo y sobre cuyo futuro al frente de Zara como propietaria despierta algunas suspicacias. Que si comía en el comedor, que si trabajaba de sol a sol, que si había pasado por todos los departamentos de la empresa. Y ahora le ha tocado el turno a la revista Love: Marta Ortega ocupa esta semana su portada junto a Carlos Torreta, el joven con el que, se supone, mantiene una relación en los últimos tiempos. Parece diseñado ad hoc: hijo de un creador de moda, rollito hípster y con contactos entre la alta sociedad. La revista da cuenta del romántico fin de semana que han pasado juntos, con cena, fiesta, asistencia a la hípica y concierto de Bruce Springsteen incluido. Incluso ha colgado en su cuenta de Instagram una foto en la que parece estar besándose con el muchacho.

Pues que quieren que les diga. Yo me fiaría más de la capacidad de gestión de la otra hermana de este cuento de hadas, de la cenicienta de esta historia, Sandra Ortega Mera, hermana de Marta, hijas de Amancio Ortega, quien, al contrario que esta última, no estudió en prestigiosos Colegios y sí en un Instituto Público, pero el padre está empeñado en que sea su hija la amazona quien le suceda, aunque el que estará al mando es Pablo Isla. La Zarina no es ni siquiera buena amazona, y muchos son los que dudan en su entorno que haya olvidado realmente al padre de su hijo, Sergio Álvarez, el novio digamos malote por el que sustituyó al de toda la vida y luego pasó lo que pasó. Carlos Torreta reside en Nueva York y está graduado en Bellas Artes y Publicidad por la Universidad de Pace, ha salido con top models y también con la hija de la novelista Danielle Steell, la plagiada por Ana Rosa.

El blog de Isa Pantoja y los toros de Isabel Preysler

En Lecturas, Isa Pantoja estrena blog sobre la maternidad, otra famosa iletrada o no más a la que algún pringado tendrá que rehacer los textos de pe a pa  como ocurre en esos medios con inflación de famosos. Si los becarios hablaran… Y tantos periodistas en paro. Es como lo de Miguel Bosé. Nadie vende un cuadro y él ha colocado uno, según esta revista por 100.000 euros.  Publica también que Lara Álvarez ha tenido un cumpleaños triste alejada de Román Mosteiro, al que califican como su novio porque supuestamente él habría rechazado la invitación de ir a visitarla. No lo es, ni mucho menos. Es tan solo un amigo, y a la presentadora de Supervivientes le molesta, como ha dejado claro en un mensaje en las redes sociales, que se especule con temas que afectan al trabajo.

isa pantoja

No le molesta tanto a Isabel Preysler que le sigan calificando como una especie de odalisca que se adapta a los gustos de sus parejas. Acudió a la Plaza de Toros de Las Ventas junto a su novio porque toreaba un diestro peruano, y allí estaba ella, aplaudiendo sin parar y sacando pañuelos como si llevara toda la vida en el tendido del siete. En Las Ventas estaban encantados con su presencia: puede servir para dar un empujoncito a la fiesta taurina, tan acorralada por los animalistas. Pronto será la marquesa de Vargas Llosa. Su chalet sigue en venta por mucho que lo nieguen, y no descarta irse a vivir a la casa que el escritor tiene cerca del Palacio de Oriente, en pleno Madrid de los Austrias, junto al Monasterio de las Descalzas Reales. Lo que ahorrarían en servicio.

Y para acabar nos cuentan la boda del hijo civil del hijo de Ana Rosa Quintana y entrevistan  a Ana Boyer que ha pedido una excedencia en su trabajo para seguir a su novio por los circuitos de tenis y seguir cobrando cada vez que concede una entrevista vía marcas patrocinadoras o directamente. ¿No era la intelectual de la familia? ¿La experta en economía y derecho que había heredado el cerebrito de papá? Visto lo visto, es mejor seguir los pasos de mamá. “¡Quiero ser una mujer florero!” cantaban Marta y María, pero si eres un jarrón Ming, mejor.

Ana Montesinos