Menú Portada

Once veces

Enero 30, 2013

El tiempo o los días que han pasado, como diría mi querido Carlos Herrera, y estaremos de nuevo con la zambomba en la mano. En enero ni se dan los buenos días ni se quita uno el sombrero, pero lo ciertoes que hemos tenido tres partes muy claras. Desde las campanadas mojadas hasta el estreno oficial de las rebajas, 7 enero, tuvimos que mirar varias veces el calendario. Hasta los reyes magos se pudieron dar un chapuzón en nuestras playas. La siguiente quincena nos devolvió al invierno con un bofetón, temporales de nieve, crecida de los ríos, campos anegados que continúa en Aragón y tuvimos hasta una cicló génesis. Y cuando estábamos muertos de frio, se presentó un anticiclón generoso del que disfrutamos durante estos días y que tiene las horas contadas.

La parte positiva de enero esta, en nuestras cuencas y embalses. Levantamos el telón al 2013 con déficit de agua y en menos de un mes hemos recuperado 20 puntos para quedarnos con una media del 62. 4 %. El Júcar y el Duero, este último ha mejorado mucho, apenas pasan del 40 %. Los que van sobrados de agua son los amigos del País Vasco, 95 % de ocupación y la cuenca del Miño- Sil, grande e importante al 78 %.

Y para decirle adiós al primer mes del calendario, lo primero que hemos hecho ha sido desactivar todas las alertas. Mar en calma en el cantábrico lo que permite currar a los marineros. Algunos paraguas abiertos en Galicia, lluvias débiles y dominio de los cielos despejados con nieblas mañaneras en la meseta sur y Extremadura. Temperaturas rozando las heladas en El Casar, Guadalajara, 0 grados. Que contrastan con los 24 de máxima en Murcia en Archena. Estrenaremos Febrero con cambios y novedades de momento

De enero a enero sigue ganando el banquero