Menú Portada
Pese a la orden dictada por un juez de Florida, según fuentes del Ministerio de Cultura, la empresa cazatesoros no facilitó datos sobre sus investigaciones previas

Oddyssey informa parcialmente a las autoridades españolas sobre tres tesoros submarinos

Enero 31, 2008

Recientemente nuestro país recibió fotos, videos y un completo listado de objetos recuperados en cada exploración

La información obtenida por la representación jurídica española corresponde a los buques "Merchant Royal", "Ancona" y "Cisne Negro"

El Presidente Ejecutivo de Oddyssey, Greg Stemm, pidió ayuda para recuperar diversos artefactos en poder del Gobierno de Gibraltar


España aún teme a los corsarios. Al menos así se desprende de una nota de prensa difundida por Oddyssey Marine Explorer. Nuestro país exigió a esta empresa norteamericana cazatesoros, la entrega de todo el botín que recupere estimado en más de USD $500 millones o 500.000 monedas de plata españolas de aquel tiempo.
El pasado 10 de enero, Mark A. Pizzo, juez que instruye el caso en un tribunal de Tampa (Florida), dio un plazo de catorce días a la firma de exploración submarina para que entregara a nuestro país -entre otros detalles- las coordenadas del tesoro y los objetos extraídos, durante la operación que denominó “Cisne Negro”.
Según desvela hoy extraconfidencial.com, el pasado viernes 25 de enero, James Goolg, letrado de nuestro país en esta causa, recibió de Oddyssey diverso material sobre éste y otros dos yacimientos submarinos. Se trata de los pecios (tesoros) de los buques Ancona y Merchant Royal.


Problemas con estos modernos “piratas” y sentencia favorable a España

Al principio todo fueron desencuentros. El 18 de mayo Oddyssey Marine Explorer anunció que había transportado a EEUU un cargamento de monedas procedente de la operación “Cisne Negro”, cuyos datos periciales iniciales apuntaban hacia un tesoro español. En octubre, nuestras autoridades retuvieron su barco cazatesoros, arrestando a su capitán, mientras la empresa, con sede en Florida, intentaba evitar que Madrid obtuviera datos de su descubrimiento.
El pasado 25 de enero, esta sociedad mercantil estadounidense facilitó a nuestro país parte de la información requerida por la sentencia, que obligaba a la firma a entregar al gobierno español diversos datos -actualmente en manos del abogado del Estado, para su análisis jurídico- sobre el tesoro de 17 toneladas de monedas de plata y oro hallado en mayo pasado en aguas del Estrecho de Gibraltar, procedente del buque Nuestra Señora de Las Mercedes, un galeón español hundido frente a las costas de Portugal, por un navío de guerra británico, en 1804.
Como acordamos en el tribunal, hemos entregado al abogado que representa al Estado español la información requerida por el juez encargado del caso“, señaló en una escueta nota de prensa Oddyssey. De este modo, EEUU considera atendidas las demandas de España respecto a la confidencialidad del caso, fijando la fecha del 5 de marzo para que vuelvan a presentarse las partes ante el Tribunal y comprobar que la información facilitada.

Encuentro entre las partes y entrega de material al letrado español

Antes, el 24 y 25 de este mes, el letrado de la parte española James Goolg y el consejero cultural español en EEUU Jorge Sobredo, mantuvieron varias reuniones con el Presidente Ejecutivo de Oddyssey Marine Explorer Greg Stemm y su equipo abogados.
Durante las mismas, la empresa norteamericana facilitó a nuestro país datos sobre los tesoros de los yacimientos submarinos pecio “Merchant Royal“, “Ancona” y “Cisne Negro“, así como diversa información sobre localización pecios, material fotográfico y videos, y varios listados descriptivos de los artefactos recuperados en cada exploración.
Durante este encuentro, Stemm pidió a España ayuda para recuperar los artefactos del “Cisne Negro y otros pecios que permanecen en poder de las autoridades de Gibraltar, cuyos datos, aseguró, estaría dispuesto también a compartir con nuestro país, de acuerdo con orden judicial.
Pese a la solicitud española, según explicó a extraconfiencial.com un responsable del Ministerio de Cultura, “Odyssey se negó a proporcionar cualquier otra información adicional sobre sus investigaciones previas para la evaluación preliminar de los yacimientos”. Un tema éste que, según la misma fuente “se disputara por parte española ante el Juez Pizzo durante la próxima comparecencia judicial prevista el 5 de marzo en Tampa”.