Menú Portada

Nada es para siempre

Noviembre 3, 2013

¿No pensarían ustedes que este fin de semana largo iba a durar toda la vida? .¡Pues estaban apañados!, cierto es que todo ha acompañado, los atascos de entrada y salida, la visitas a los campos santos para hablar un ratito con los seres queridos, que te  deja el alma más tranquila, los buñuelos de viento que cada vez están más ricos y los hacen de más sabores, los he probado hasta de Gin Tonic y el tiempo, que en líneas generales ha acompañado, con valores que han superado los 28 grados en la playa de San Juan, Alicante. Los que más se han quejado han sido los amigos que se desplazaron al noroeste y litoral cantábrico donde el mar ha estado bravío.

Y no tengo muy buenas noticias para ellos, porque este lunes 4 de noviembre de cierta pereza, va a venir marcado por una profunda borrasca, que se sitúa justo encima de la península ibérica, en el corazón de Europa, que viene cargadita de viento del norte. Esto va a provocar que se vuelvan a activar las alertas naranjas en el litoral norte, con vientos que volverán a superar los 100 km por hora en Estaca de Bares, Cabo Buscos o el golfo de Vizcaya.

Será un inicio de semana muy lluvioso en todo el tercio norte, no solo en Galicia, Asturias, sino también en el cantábrico más oriental, donde se activan los avisos por fuertes lluvias en el País Vasco y los Pirineos. A medida que avance la jornada se irán abriendo los paraguas por el norte de Castilla y León, todo el sistema central y el alto Ebro hasta Cuenca. El sureste, Almería, Granada y Málaga serán las provincias que disfrutarán de más ratos de sol. En el levante se irán cubriendo los cielos, pero se esperan 30 grados para el miércoles en el sur de Alicante y Murcia. Tras unas horas de tregua volverán las lluvias al norte de las Baleares.

“Noviembre dichoso mes que entra con Todos los Santos, media con San Eugenio y sale con San Andrés”.