Menú Portada
El programa Ecoelce cambia basura por energía a los habitantes de renta baja del estado brasileño de Ceará

Naciones Unidas premia a Endesa por un proyecto pionero de desarrollo sostenible

Septiembre 25, 2008

Coelce, filial brasileña de ENDESA, fue galardonada ayer por su proyecto Ecoelce en la ceremonia de los prestigiosos World Business and Development Awards (WBDA), que tuvo lugar en la sede de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en Nueva York

pq_599_Entrega-del-premio.jpg

Pío Cabanillas, director general de Comunicación, en representación del presidente de ENDESA, José Manuel Entrecanales, y Mario Santos, presidente de Coelce, recibieron el premio en un acto presidido por su majestad la reina Rania Al Abdullah de Jordania y el presidente de Senegal, Abdoulaye Wade.

Los WBDA, organizados por Naciones Unidas a través de la Cámara de Comercio Internacional, son los primeros galardones del mundo destinados a reconocer el papel esencial de la empresa privada, tanto grande como pequeña, por llevar a la práctica los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), un conjunto de aspiraciones ambiciosas promovidas por Naciones Unidas y destinadas a fomentar el desarrollo humano sostenible como elemento clave para sostener el progreso social y económico en todos los países.

El proyecto Ecoelce cambia basura por energía a los habitantes del estado de Ceará, al nordeste de Brasil, donde Coelce distribuye energía eléctrica a 2,5 millones de clientes.

Esta propuesta pionera tiene como foco principal la población de bajo nivel adquisitivo y busca el incentivo para la práctica del reciclaje selectivo de residuos a cambio de obtener descuentos en la factura de energía de la distribuidora Coelce.

Desde el año 2006, 73.521 clientes se han beneficiado del programa, recibiendo descuentos en electricidad por valor de 483.728 reales (alrededor de 190.000 euros) a cambio de un total de 3.128 toneladas de basura que ha sido reciclada.

Por medio de un sistema de control y gestión creado para el programa, el cliente participante recibe una Tarjeta Ecoelce, que contiene la identificación de su unidad consumidora grabada en un chip. Juntando los residuos reciclados, el cliente se traslada a un Puesto de Colecta, donde cada residuo es pesado y valorado según la cotización del material para ese día (existen distintos precios por materiales). Después, se registra el valor en la tarjeta. Los descuentos son enviados vía GPRS a una central de procesamiento de datos, que los remite al Sistema de Facturación de Coelce para que lleve a cabo el descuento en la factura del cliente.

La fase piloto del proyecto contó con la participación de 4 comunidades de bajo nivel adquisitivo, que fueron visitadas periódicamente para la recogida de residuos. También fue instalado un puesto de colecta fijo en una de las principales avenidas de la ciudad, para clientes de fuera de las comunidades atendidas. Actualmente existen ya más de 30 puestos de recogida que funcionan todas las semanas o cada quince días. El objetivo el alcanzar en breve los 60 puestos.