Menú Portada

MI NOMBRE ES JAMAICA

Enero 18, 2015

Tel-Aviv, 2005. Santiago Borní y Sana Serfati, profesores universitarios en París, coinciden en un congreso sobre judeoconversos españoles. Santiago sufre una grave alteración psicológica por la trágica y reciente muerte de su hijo en un accidente de automóvil. Arrastrado a territorios peligrosos en la frontera israelí con Cisjordania, afirma, en una lengua desconocida, que su nombre es Jamaica. Dana va en su busca por aquellos lugares donde antes había vivido en un kibutz con su exmarido, y lo encuentra retenido. Finalmente, encontrará a Jamaica en un documento antiguo sobre la conquista. ¿Es posible que Santiago no esté tan loco? Quizá el universo delirante en el que sobreviven tenga una explicación plausible en el pasado…

pq_929_jamaica.jpg