Menú Portada

Mediaset podría tener atada a Rosa Benito, “la que nunca iba a volver” y, quizás, por dinero ante el fracaso de sus conciertos

Octubre 14, 2015
rosa benito

Varios medios han publicado que Sálvame Deluxe está negociando el regreso por la puerta grande de Rosa Benito. La cuñada de Rocío Jurado afirmó hace unos meses que nunca volvería al programa Sálvame. Un programa que en los últimos tiempos no ha dejado de machacar por activa y por pasiva a su ex colaboradora, a la que parece que le siguen sin salir los números. No sabemos si participará en el programa, pero lo cierto es que la revista ¡Qué me dices! la anuncia como próxima concursante estrella de Gran Hermano VIP, que arranca en enero.

Porque si no le salen los números es difícilmente comprensible que una señora humillada por la Cadena dirigida por Paolo Vasile vuelva al negocio previo pago de un jugoso cheque. ¿Difícilmente comprensible he dicho? No tanto, porque ahí están los ejemplos de Isabel Pantoja, que tras ser arrastrada por los platós de Telecinco se sentó relajada con Jorge Javier Vázquez, o las Campos, que tras ser ridiculizadas por Aquí hay tomate ahora trabajan para sus “verdugos” televisivos. Sin olvidar el histórico “jilipoyas” que María Teresa le espetó desde los platos de Antena 3TV  al italiano tras su salida de la Cadena de Fuencarral.

María Patiño y Lydia Lozano protagonistas 

Además de la resaca por la entrevista a la madre biológica de Chabelita, éticamente reprobable para algunos, una de las estrellas del Deluxe sufrió en carne propia la polémica entrevista. La “víctima” fue María Patiño, que anduvo torpe y soltó la siguiente frase: “Las madres latinas tienen mayor desapego con sus hijos”. La periodista gallega no tuvo más remedio que pedir disculpas tras comprobar como en Twitter la llamaban “racista”.

Por otra parte, su compañera Lydia Lozano protagonizó el programa que emitió el lunes Sálvame al desvelar que Interviú le ofreció hace unos años 15 millones de pesetas, 90.000 euros, por protagonizar desnuda su portada. Al final cayó Karmele.

La caída del interés de la política hunde a La Sexta

Está claro que tras años de crisis los espectadores se han agotado de los shows políticos en televisión. La tendencia es claramente a la baja, hecho que está sufriendo La Sexta en carne propia. No hay más que comprobar los resultados de La Sexta Noche, que apenas consigue arrancar la mitad de share que la temporada pasada, o de El Objetivo. Este hecho ha repercutido en la audiencia media de la cadena verde, que en estos tres últimos meses ha perdido su particular batalla contra Cuatro.

La segunda cadena de Mediaset, Cuatro, sigue intentando derrotar a La Sexta, pero al comprobar la falta de interés por la política lo está haciendo con sus armas. Y por eso este pasado sábado Un tiempo nuevo batió récord de audiencia con una exclusiva, pero no política, sino sobre el Caso Marta del Castillo.

Jorge Higueras