Menú Portada
El jugador ha aceptado mostrar públicamente su respeto al técnico y apoyar al equipo

Luis da un paso atrás y ahora sí está dispuesto a llamar a Raúl a la selección

Diciembre 4, 2007

Raúl González estará en la próxima convocatoria de la selección española de fútbol si todo transcurre como ha comenzado a hacerlo en las últimas semanas. El futbolista del Real Madrid ha aceptado mostrar su apoyo al técnico públicamente y proclamar su deseo de regresar al equipo nacional. Luis, por su parte, llamará al delantero blanco en la próxima convocatoria en la que calibrará el grado de compromiso del jugador y su actitud hacia él y hacia el equipo.

pq__aragones_raul.jpg

No es una invención, es el pacto al que han llegado las partes con la mediación del director técnico de la Federación, Fernando Hierro, amigo personal del futbolista y valedor del mismo ante el seleccionador. Luis, que ya ha anunciado su marcha de la selección cuando acabe la Eurocopa, ha aceptado el envite, poniendo sus condiciones. Lo dicho de puertas hacia dentro quedará entre los presentes.

Recordemos que Luis Aragonés dejó de convocar a Raúl hace poco más de un año cuando el equipo perdió en Belfast con Irlanda del Norte y hubo enfrentamiento entre el técnico y el jugador, visible en el aeropuerto en el viaje de regreso por todos los presentes. Fue la gota que colmó el vaso del Mundial de Alemania, cuando el seleccionador culpó al madridista de ser el cabecilla del grupo que creo el mal ambiente en el seno de la selección que días después cayó eliminada ante Francia en octavos de final. Raúl llevó muy mal su condición de suplente. Por esa razón y para evitar nuevos enfrentamientos y ambientes enrarecidos fue por lo que no volvió a llamarle tras reproducirse los hechos en Belfast.
Durante el resto de la fase de clasificación, diez partidos oficiales y dos amistosos, Raúl no ha vuelto al equipo nacional, aunque en las últimas semanas coincidiendo con los partidos definitivos la mejoría del delantero merengue era evidente y Luis no le convocó por tenerle vetado. El encuentro entre las partes fue días antes del partido ante Dinamarca en Aarhus, una vez que Hierro tomó posesión y convenció a las partes de la necesidad del entendimiento por el bien de todos.

Fernando Hierro, el mediador

Si hacen un poco de memoria verán que Raúl ha cambiado su actitud pública en sus comentarios desde esa fecha y Luis ha manifestado hace días que si Raúl están en condiciones le volverá a llamar. El problema es que no hay programado ningún partido antes del debut en la Eurocopa ante Rusia el 10 de junio, y si se juega algún partido amistoso con anterioridad tras acabar la liga el 18 de mayo, lo normal es que lo haga ya con los hombres convocados para el Europeo.
Ayer mismo Luis Aragonés intentó zanjar por enésima vez el debate sobre la presencia o no de Raúl González, reconociendo que además de por su buen momento y por su carácter mediático, el tema seguirá abierto. Su única excusa para no reconocer ya su decisión es ampararse en un “llevo a los que considero mejores. ¿A quién quito? Tengo que tratar de ser lo más justo posible y los jugadores se seleccionan solos y si Raúl está bien estará, pero igual que él, otros muchos”. Pero la decisión ya está tomada. Si juega o no en la Eurocopa, será harina de otro costal.