Menú Portada
Reclaman 13,9 millones de euros

Los concesionarios llevan a los tribunales a la Administración por las deudas del Plan 2000E

Junio 23, 2010
pq__sebastian.jpg

La Federación de Asociaciones de Concesionarios de Automoción (Faconauto) ha acordado llevar a los tribunales a las Administraciones Públicas, tanto al Gobierno central como a las comunidades autónomas, para exigir la devolución de los adelantos que las concesiones han efectuado en el marco del Plan 2000E de ayudas a la compra de coches.

Así lo avanzó este miércoles, en declaraciones a Europa Press, el presidente de Faconauto, Antonio Romero-Haupold, quien cifró en 13,9 millones de euros la suma que las Administraciones Públicas adeudan a los concesionarios en concepto de adelantos del programa de incentivos a la compra de coches y que no son reconocidas, ni por el Gobierno central ni por los ejecutivos autonómicos.

Además, Romero-Haupold advirtió de que en el segundo semestre del año, y como consecuencia del fin de las ayudas para la compra de automóviles, se dejarán de vender 150.000 vehículos, lo que pondrá en peligro 10.000 puestos de trabajo en el sector de distribución. En este sentido, apuntó que el Estado dejará de ingresar 480 millones de euros este año en concepto de impuestos del automóvil.

“Se va a hacer una reclamación judicial a las Administraciones Públicas”, explicó posteriormente, en rueda de prensa, el máximo responsable de la patronal de concesionarios, al tiempo que resaltó que esta decisión se produce tras un acuerdo alcanzado por el comité ejecutivo de la organización y que ha sido refrendado por las empresas que la componen.

“El recurso se hará en el menor período de tiempo posible”, añadió y destacó que en el seno de Faconauto existe “consternación” por la actitud del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, ya que en su opinión “no está dando la cara” ante el problema al que se enfrentan los concesionarios.

Deuda

El presidente de la Federación comunicó que las Administraciones Públicas mantienen una deuda total con los concesionarios de 58,3 millones de euros en concepto de los adelantos realizados por los puntos de ventas de las ayudas correspondientes al Plan 2000E.

De este total de deuda de las Administraciones Públicas, Romero-Haupold indicó que 44,4 millones de euros corresponden a operaciones en proceso de tramitación, ya que la falta de recursos de determinadas comunidades autónomas “está retrasando los pagos de operaciones validadas y comprobadas”.

Asimismo, señaló que los concesionarios de automóviles españoles han adelantado otros 13,9 millones de euros, que no son reconocidos por las Administraciones Públicas como deuda, debido al retraso en la apertura del sistema informático que gestiona las ayudas.

Faconauto explicó que, como consecuencia del colapso del sistema informático, sus asociados no pudieron grabar 11.880 operaciones por un valor de 5,9 millones de euros con cargo al presupuesto del Ministerio de Industria, y 16.095 operaciones, por un importe de 8 millones de euros, con cargo a las comunidades autónomas.

La patronal apuntó que las concesiones “no supieron con antelación si habría partida presupuestaria para las operaciones que estaban realizando con cargo Plan”, dado que el sistema informático se inició cuando ya se había comprometido el 70% del presupuesto de Industria y de las comunidades autónomas.