Menú Portada

LAS SEMILLAS DE ANNUAL

Abril 26, 2015

Agosto de 1919. Movido por su afán de volver a empuñar las armas en Marruecos tras ser durante cuatro años ayudante de Alfonso XIII, el general Silvestre vuelve a la escena bélica como comandante general de Ceuta y pronto reverdecen sus laureles de héroe nacional, particularmente en la ocupación del Fondak de Ain Yedida. Su compañero del arma de caballería, el general Berenguer, que se le ha adelantado al ser nombrado cuarto alto comisario en Marruecos, recela de Silvestre y se obstina en derrotar para siempre al carismático Muley Ahmed El Raisuni.

pq_929_semillas-annual.jpg