Menú Portada
Ante el "porque yo gasto la 36" de la colaboradora de Sálvame, las sufridas costureras y estilistas que han tenido que trabajar con ella han optado por el expeditivo método de hacer trampitas

Las extrañas obsesiones de Terelu: le cosen etiquetas con tallas por debajo de la suya

Noviembre 12, 2014

La neumática tertuliana está de actualidad  por el caso de un supuesto vídeo de alto contenido sexual que estaría intentando difundir un ex novio. Se hacen apuestas sobre su identidad  
 

pq_929_terelu1.jpg

Terelu Campos es una mujer con una gran autoestima. La percepción que tiene de su propio aspecto podría ser definida como una antianorexia, dicho esto con todo el respeto hacia aquellas personas que padecen esta enfermedad. La presentadora se ve más delgada de lo que está.  Y aunque esto, sin duda, pueda parecer una ventaja a nivel psicológico, tiene sus pegas. En los departamentos de sastrería de las cadenas para las que ha trabajado, su presencia ocasionaba verdaderos quebraderos de cabeza a las profesionales que trabajan y han trabajado con ella.

Mila Ximénez de Cisneros, con quien Terelu se mostraba muy enfadada después de que ésta la criticara por haberse quitado unos kilitos mediante photoshop, ya comentó algo relacionado con este tema la semana pasada. Terelu, dijo, tiene la costumbre de pedir en sastrería una talla 36 y quedarse tan pancha, cuando su talla es la 42 o la 44. El pasado lunes, la ex mujer de Manolo Santana reculó y echó marcha atrás. Ella hablaba en general cuando dijo aquello, y se refería, dijo, a las presentadoras. Pues bien, desde Extraconfidencial.com podemos confirmar que no sólo es cierto, sino que, para evitar problemas, en muchas ocasiones, cuando Terelu se negaba a aceptar una prenda de su talla real “porque yo gasto la 36”, las sufridas costureras y estilistas que han tenido que trabajar con ella han optado por el expeditivo método de hacer trampitas y coserle una etiqueta de la talla 36 para que se sintiera contenta. Era la única forma de que aceptara ponerse las prendas que rechazaba ponerse con su etiqueta original.

Novios que le brotan de la nada como níscalos en Otoño

Se trata éste de un secreto por el que hemos tenido que garantizar a nuestra fuente confidencialidad absoluta… Aunque María Teresa Campos ya no tiene el poder que tenía, a madre e hija aún se las teme y se las respeta en Telecinco, aunque cada vez menos. No es extraño que algunos piensen que el verdadero motivo de haber traído de vuelta a María Teresa Campos con su hija como propina no sea otro que vengarse de aquel “Vasile, gilipollas” que gritaba la madredesde Antena 3TV. Han pasado muchos años desde entonces, pero la venganza es un plato que se sirve frío y en láminas espaciadas. El primer aguijonazo le llegó esta primavera, cuando no le permitió regresar a Telecinco después de que Terelu decidiera dejar Sálvame temporalmente a principios de enero. Fue María Patiño la elegida para sustituirla como presentadora suplente en el Deluxe. Una coz en toda regla. Y eso sin hablar del aquelarre al que fue sometida a su regreso. En el Primer Deluxe en el que apareció sólo le faltó tener que pedir perdón por haber nacido.

Buena prueba de que la vida ya no es de color de rosa para Terelu son las humillaciones a las que está siendo sometida en su propio programa. Terelu no es un personaje intocable como Belén Esteban que puede vetar a su ex Fran como invitado en Supervivientes. En Telecinco ya se hacen apuestas sobre cuál de sus numerosos ex novios visitará el plató del Deluxe para contar la vida y milagros de la hijísima. En los últimos días, a la tertuliana y ex presentadora los novios le brotan de la nada como níscalos en otoño.  

En busca del autor del vídeo sexual de la discordia

 
No sólo David,  ex novio de Terelu, que según se ha dicho, estaría intentando difundir unas fotos de la presentadora desnuda de cintura para arriba, entró en directo para hablar en el programa. María Patiño le otorgó el golpe de gracia  cuando afirmó el pasado sábado en del Deluxe que uno de sus ex novios estaba enseñando un vídeo de alto contenido sexual para mofarse de ella. Tres días más tarde, Kiko Hernández manifestaba que el ex novio estaba intentando venderlo, que era un personaje famoso que ahora estaba tieso. Terelu, muy compungida, en lugar de mandar a sus compañeros al lugar por donde amargan los pepinos por hablar de unos temas que sólo una cadena como Telecinco y un programa como Sálvame pueden tener interés en difundir, les pidió su colaboración como testigos, y anunció que tomaría medidas legales. La difusión de un vídeo sexual sin el consentimiento de los que aparecen en él es, como en el caso de Olvido Hormigos, es ilegal. Ya lo tipificó como delito Ruiz Gallardón cuando era ministro de Justicia y legisló al hilo de la actualidad más rabiosa y caliente. “Sólo me preocupa porque tengo una hija con 14 años, es lo único que me preocupa. Me preocupa que mi hija llegue y diga determinadas cosas”, ha dicho Terelu
 
También están preocupados los muchos ex de Terelu por la repercusión que semejantes informaciones puedan tener para su prestigio. El hecho de no concretar quien ha sido el traidor fementido podría ensuciar la imagen de algunos de ellos sin comerlo ni beberlo. Es el caso de Carlos Agrelo, el novio más famoso de Terelu después de Pipi Estrada, con quien estuvo saliendo en el año 2.007 , quien, por supuesto ha negado rotundamente a Extraconfidencial.com que sea él el poseedor de las imágenes: “De ningún modo. Yo no tengo ningún vídeo ni tengo nada que ver con lo que se está diciendo”.
 
Carlos Agrelo: “Yo no he sido”
 
Carlos, gerente del concesionario de BMW en Santiago de Compostela, no está precisamente tieso pese a la crisis en el sector automovilístico. Felizmente casado con Sabela, con quien contrajo matrimonio en el Pazo de Señorans el atractivo empresario gallego es padre de tres hijos, y no quiere recordar su etapa junto a Terelu: “Han pasado ya desde entonces siete años, y yo ya no pertenezco a ese mundo ni tampoco lo añoro. No tengo nada que decir sobre ese tema”.

También ha negado cualquier implicación con este feo asunto Pipi Estrada, que cortó su relación con Terelu en el año 2.006, y fue condenado a indemnizarla por unas memorias erótico festivas publicadas en Interviú con 60.000 euros. Pipi no se llevó sin embargo ni un euro de los 150.000 euros que fueron condenados a pagar Telecinco y La Fábrica de de la Tele, actuales empleadores de Terelu. Terelu es la única culpable de todo lo que le ocurre, ha dicho Pipi, que, ante los requerimientos de sus seguidores en Twitter ha colgado el link al vídeo del famoso pim-pam-pum, aquel magreo discotequero que alcanzó cifras estratosféricas de audiencia.

Ayer martes, Kiko Hernández manifestaba que el poseedor del supuesto video sexual había recurrido al viejo truco del almendruco, que se lo habían robado  y que pedía 7.000 euros por él. 

Porras en la Red y sus múltiples relaciones

En la red y en los foros de cotilleo se han propuesto incluso porras sobre quién ha sido el distribuidor del vídeo. Es difícil acertar. El curriculum amoroso de la presentadora es muy extenso, hasta Rafi Camino confesó que fue novieta suya, extremo que Terelu desmintió sin demasiada convicción. Su primer marido fue el cámara de RTVE Miguel Ángel Polvorinos, una buena persona a la que le tocó la lotería y también le tocó en suerte que Terelu se fijara en él después de recibir el premio. Después mantuvo una breve romance con Jorge Juste, ex de Ana Obregón.

Con Alejandro Rubio, el padre de su única hija, un empresario con el que mantiene una excelente relación se casó  en 1998, pero la relación duró solo cuatro años. Meses después de su segundo divorcio, a mediados del 2003, llegó Pipi Estrada, entonces un hombre casado que, por Terelu, tiró por tierra su matrimonio y a quien su esposa le tiró la ropa a la calle por la ventana. . Estuvieron tres años juntos. Luego inició un noviazgo con Carlos Agrelo, que duró unos doce meses. Después llegó David, el presunto policía que tenía en su poder la foto de Terelu en Top less y afirma que mantuvo una relación desde junio de 2007 hasta julio de 2.008. No cuadran las fechas.

¿Jugando al despiste?

En junio de 2.007 Terelu salía con Celso García, según confesaba por aquel entonces al programa El Buscador el empresario,  perteneciente a la célebre familia de los almacenes del mismo nombre. En octubre del 2007 cortaron. Tiempo después emprendió un noviazgo con Salvador Pérez, un guapo abogado 14 años menor que ella. Luego llegó en el 2011  Carlos Pombo, el piloto, quien mantiene una excelente relación con Terelu y ha ayudado a su último novio conocido, el atractivo entrenador de boxeo José Valenciano, a hacer la mudanza al nuevo piso que se ha comprado Terelu.

Puede que no estén en la lista todos los que son, pero si son todos los que están. Ah, y nos olvidábamos mencionar a Francisco José Rodríguez Domínguez, el futbolista bético conocido como Cipri, a quien se vinculó también con famosas como Bárbara Rey o Leticia Sabater. Aunque el supuesto romance que se le atribuyó nunca fue confirmado por Terelu.  Sea quien sea, el presunto autor del vídeo entró en la vida de Terelu después de que apareciera David, el presunto policía, en 2007. Así lo dijo la propia Terelu, que afirma que este verano lo vio y hablo con él normalmente: “No fue una cosa de mucho tiempo, se acabó y ya. Lo he visto este verano y no había ningún problema”, dijo el lunes ¿Se está jugando al despiste? Sea como sea, la capacidad de seducción de esta mujer es sólo comparable al altísimo concepto que tiene de su propio físico. Sólo hace falta créeselo y pisar fuerte. Va a ser cuestión de imitarla y cambiar las etiquetas de las  tallas de las faldas por las de nuestras hijas o sobrinas.

Ana Montesinos