Menú Portada
El Euribor llega a máximos históricos

La venta de viviendas nuevas cae un 60% pero no quieren bajar precios

Abril 23, 2008

La venta de viviendas ha caído entre un 50 y un 60% desde septiembre de 2007, como consecuencia de la desaceleración económica y del parón de actividad que desde el pasado verano experimenta el mercado residencial. Así lo ha confirmado el presidente de la Asociación de Promotores y Constructores de España, Guillermo Chicote, que además cifró en alrededor de 500.000 el número de viviendas que en la actualidad se encuentran en “stock”, es decir, pendientes de venta.

pq_503_Chicote250.jpg

La consecuencia más clara y más importante de estos datos es el aumento de desempleo, ya que para la asociación va a ver una importante caída del número de viviendas comenzadas, que estará entre 350.000 y 400.000 inmuebles frente a los 641.000 de 2007. Trescientas mil viviendas menos son muchos miles de personas en el paro. Para el presidente de la asociación el escenario es “malo” y que esto perjudica tanto a los compradores como al Gobierno, por lo que pidió al Ejecutivo que “garantice” a los consumidores que los tipos de interés no van a seguir subiendo. Esto en el mismo día en que el Euribor llega al 4,9%, nivel máximo de los últimos siete años. Es cierto que es muy importante que los tipos de interés bajen para aliviar a los compradores, presentes, pasados y futuros, pero también los promotores pueden ayudar al comprador abaratando los precios, opción que no le gusta nada a los empresarios que sólo apoya “descuentos voluntarios”  para aquellos promotores con problemas financieros. Lo más curioso que con este parón, con nuevos barrios y ensanches en las grandes ciudades consideran que se tiene que preparar más suelo para poder cumplir con el objetivo del Gobierno de construir 150.000 viviendas protegidas cada año durante la presente legislatura. Está claro que los promotores quieren seguir con la vieja estrategia, si no vendo, pongo una valla al solar y cuando se anime el mercado, edifico y vendo a precio alto. Y mientras tanto, trabajadores al paro, empresas de materiales de construcción cerradas y los españolitos de a pie pasándolas canutas para poder acceder a la vivienda.