Menú Portada
Quinigol, Quíntuple Plus y Lototurf han aumentado sus recaudaciones en lo que llevamos de temporada

La Quiniela vuelve a perder el paso dentro de las apuestas deportivas del Estado

Noviembre 26, 2007

El popular juego de la Quiniela del fútbol, que la pasada temporada 2006-2007 detuvo su caída recaudatoria, ha iniciado nuevamente un proceso de disminución de las recaudaciones. Las razones no son otra que la competencia de otros juegos, tanto los estatales como los de Internet.

pq__carlos_ocaña.jpg

Parecía que la Quiniela se hacía fuerte frente a la invasión de las casas de apuestas extranjeras, en vías de legalización por mandato de la Unión Europea. Pero de momento la cosa ha quedado en un espejismo al no tener continuidad en la actual temporada. Cuando se llevan celebradas 17 jornadas, el LAE ha dejado de ingresar con respecto a las mismas jornadas de 2006 más de 22 millones de euros. Cifra que aún podría ser recuperable puesto que esta temporada están previstos 45 boletos en lugar de los 42 de la pasada temporada.
Pero evidentemente algo pasa con un juego tan arraigado a los españoles, que pese a todos los avances tecnológicos se mantiene lastrado en unas cifras inferiores a las que daban en 2004. La media de recaudación semanal en el año 2004 fue de 12.413.993 euros; la de 2005 bajó a 12.039.874 euros; y la de 2006, a 11.166.368 euros. En la temporada 2006/07 la recaudación ascendió a 518.680.651 euros, y la media semanal se elevó a 12.349.539,31 euros. En estos momentos, la media de las 17 jornadas ya celebradas está en 10.762.746,50 euros, casi millón y medio de euros menos que la temporada pasada. O sea, se recauda menos que hace cuatro años, pese a que el precio de la apuesta subió hace tres.
Habrá que esperar a que acabe el año y comprobar en períodos naturales cuál es la tendencia. Pero de momento, tras 17 jornadas, hemos pasado de los 205.149.028,50 euros de hace un año a los 182.966.690,50 euros de éste. Sin duda merece un estudio serio por parte del organismo Loterías y Apuestas del Estado, puesto que según los presupuestos del Estado para 2008, más del 90 por ciento de los beneficios que arrojan las arcas públicas salen del juego controlado por el LAE.


Modificaciones para aumentar la recaudación

Lo mismo que ha habido modificaciones e incentivos en los otros tres juegos deportivos del LAE, la Quintúple Plus, la Lototurf y el Quinigol, la Quiniela lo requiere porque está perdiendo terreno con respecto a las apuestas de las casas privadas.
Peligroso sería que el LAE no adoptase medidas, que sí se ven acertadas en los demás juegos. Así, el Quinigol en el mismo período de tiempo ha celebrado ya 22 jornadas frente a las 18 de hace un año, con lo que la recaudación ha sido de 3.574.906 euros frente a los 2.894.967 del mismo período de 2006.
La apuesta hípica, Quíntuple Plus, ha subido en idénticas jornadas de un año a otro del 1.339.259 euros a los 1.491.571 euros de esta campaña. Y lo mismo se puede decir de la Lototurf que se ha incrementado de 1.723.976 euros hace un año a 2.372.735 euros de este.
En la lejanía se vislumbra el momento en que las casas de apuestas se radiquen con todas las de la ley en nuestro país y el LAE tenga que competir en igualdad de condiciones. Son muchas las casas de apuestas que tienen su propia quiniela y en ella se incluyen partidos de la liga española y de otras europeas más. Los premios no son tan elevados como pueden ser en la Quiniela española pero los premios son más frecuentes y proporcionales a lo que se juega. Y además, los hay casi diarios. Renovarse o morir.