Menú Portada
Enorme despliegue de seguridad en los cines Kinépolis por el preestreno de Piratas del Caribe

La Policía Nacional y la local de Pozuelo de Alarcón al servicio de Penélope Cruz

Mayo 18, 2011

 

pq_928_penelope_piratas.jpg

¿Nos visitará alguien de la familia real, del Gobierno, algún mandatario extranjero? Esto es lo que se preguntaban muchos de los que trabajan en la zona de oficinas de la Ciudad de la Imagen, en Pozuelo de Alarcón, Madrid. El enorme despliegue de seguridad desde el martes 17 de mayo, en el que se incluía desde coches camuflados hasta la brigada canina, llamó la atención de muchos.

 

Pero no tardó en desvelarse el misterio, cuando decenas de operarios levantaban en los cines Kinepolis la alfombra roja y toda una serie de parafernalia de la última película de la serie de Piratas del Caribe. Nos visita Penélope Cruz, tras su paso por Moscú o Cannes donde como siempre concede las entrevistas que niega a los medios españoles, y como si se tratara de un Presidente del Gobierno moviliza a decenas de policías nacionales y municipales de Pozuelo de Alarcón.

 

El problema es que quien paga este operativo para un acto privado, son entre otros los trabajadores que han sufrido las consecuencias de hasta controles policiales tres horas antes del estreno tan sólo por pasar por delante de la entrada de Kinepolis.

Desde luego no todos somos iguales y la española de Alcobendas, parece de otra clase.