Menú Portada
Tras la denuncia de extraconfidencial.com y conseguir más de 100.000 firmas en Change.org

La infanta Elena intermedió para que Valeria fuera admitida en el seguro de salud de MAPFRE

Noviembre 3, 2013
pq_938_valeria_victoria.jpg

La pasada semana extraconfidencial.com informaba como MAPFRE, que justamente acababa de iniciar una campaña de captación de clientes de seguros de salud, se negaba a incluir en una de sus pólizas a Valeria, una niña que aunque sana fue intervenida de una cardiopatía cuando tenía tan sólo 9 meses. Para solucionar esta situación su madre inicio una denuncia en la plataforma Change.org bajo el título: “@MAPFRE_Atiende | Mapfre seguros: Aceptad a Valeria en vuestro seguro médico”.

Su madre, Lidia, cliente del seguro médico de Mapfre desde hace años, señalaba que MAPFRE no aceptaba incluir a su hija a pesar de entender que “no quieran hacerse cargo de los cuidados clínicos derivados de su cardiopatía por ser patologías preexistentes” pero no comprende porque “exceptuando el problema del corazón, no puede ir al pediatra, a ponerse una vacuna o al médico por un resfriado como cualquier otro niño”, añadiendo su  creencia de estar “discriminando a personas como Valeria que nacen con una patología congénita”. 

Denuncia social y una llamada

Pero todo cambió a los pocos días. El jueves 31 de octubre Lidia anunciaba que MAPFRE había aceptado a Valeria para que pueda acceder al seguro médico. Todo ello después de conseguir más de 108.000 firmas, el apoyo de este medio y algo más. Una simple llamada de la infanta Elena, Directora de Proyectos Sociales y Culturales de la Fundación MAPFRE, gran seguidora de las redes sociales, fue el empujón definitivo para que se consiguiera dar la vuelta a la situación.

Como reconoce la propia Lidia hace sólo unos meses Mapfre ni consideraba la posibilidad de que Valeria pudiera tener un seguro médico con ellos simplemente por la cardiopatía congénita que sufrió a los meses de nacer” pero ahora “podrá también disfrutar del seguro médico de MAPFRE” para cualquier problema de salud, incluyendo el seguimiento y las pruebas rutinarias asociadas a la cardiopatía que sufrió. Todo un cambio radical que esperemos que se vuelva una práctica general de la compañía.