Menú Portada
Las cuentas del País Vasco al descubierto (IV)
Se comprometió a comprar maquinaria por 15 millones de euros y alquilarla por 1 euro al mes

La diputación de Vizcaya compra más de 100.000 metros cuadrados para un proyecto inexistente

Marzo 18, 2009

El convenio se aprobó en diciembre de 2006, para transmitir la propiedad de la finca a la sociedad Afer un año más tarde

Un segundo convenio establecía que la empresa pública alquilaría la maquinaria por 75.000 euros al mes, bonificándoles por 74.999 euros si creaban empleos

A día de hoy no se ha realizado ninguna transmisión y si ha recibido una demanda por “perpetuar” un vertedero sobre el solar


El Consejo de Administración de Bizkailur, SA aprobó el 13 de diciembre de 2006 dos convenios con una empresa privada para implantar una factoría destinada a la construcción integral de edificaciones bajo un nuevo sistema denominado Habidite en el municipio de Alonsotegi.

Por el primero de los convenios, Bizkailur, SA se comprometía a adquirir suelos, con una superficie total de 101.430 metros cuadrados, para su posterior transmisión en cuanto legal y urbanísticamente fuera posible dentro del plazo de 12 meses desde la firma del convenio, por título de compraventa al precio de costo asumido por Bizkailur, SA. En cuanto a las condiciones de pago, se establece su pago diferido en cuatro plazos (a los 4, 5, 6 y 7 años) desde la formalización en escritura pública de la transmisión. Más de dos años después, no se había materializado la compraventa de terrenos, aunque el convenio preveía un plazo de 12 meses para su formalización.

Aun así, José Luis Bilbao, diputado general de Vizcaya asegura que la Diputación sigue respaldando este proyecto, destinado a construir pisos a partir de módulos prefabricados en una cadena de montaje, del mismo modo que apoya «otras» iniciativas.

Desde luego, más que apoyo un verdadero chollo, por un segundo convenio, la Diputación Foral de Bizkaia por medio de Bizkailur, SA secomprometía a contratar la totalidad del proceso de promoción de un número de 1.500viviendas, además de los locales y garajes conexos, entre 2007 y 2011, estableciendo el convenio los criterios para determinar precios unitarios que varían en función, fundamentalmente, al tamaño y régimen de protección aplicable.

Y lo peor, la sociedad pública Bizkailur, SA contrató con una sociedad privada industrial la adquisición de su inmovilizado por 15 millones de euros y su posterior alquiler por importe de 75.000 euros mensuales, de los cuales se bonificarán 74.999 euros en el caso de que la empresa cumpla las condiciones de mantenimiento de empleo y nivel de producción y realización de inversiones. Con un euro al mes de gasto, cualquier negocio puede ser rentable.