Menú Portada
El gran triunfador fue la cadena del Grupo PRISA, que se hizo con un contrato de 1,3 millones de euros

La DGT gastó casi 14 millones de euros en publicidad en 2009

Octubre 24, 2010

Los minutos de publicidad en la campaña de radio fueron 11.300, muy por encima de los dedicados a la televisión, con tan sólo 1.750

A mediados del año pasado se conoció que Interior destinaría 2,36 millones de euros de la DGT a campañas en la Agencia EFE, Cadena Ser y Onda Cero


La Dirección General de Tráfico (DGT), ha logrado en los últimos años mejorar la cifra de accidentes en carretera y parte de esa responsabilidad la han tenido sus campañas de publicidad, algunas de ellas calificadas por algunos sectores como agresivas. No obstante, las cuentas del año 2009 presentan unos gastos en este apartado considerados por algunos excesivos y que ya han provocado más de una polémica entre los concursantes.
Según las cuentas anuales de este Organismo regentado por Pere Navarro, publicadas en el BOE el pasado mes de septiembre, la partida destinada a la campaña de ese año fue de nada más y nada menos que 13,7 millones de euros. En el sector de los medios de comunicación estas campañas son muy ´jugosas´. Sin ir más lejos, a mediados del año pasado se conoció que Interior destinaría 2,36 millones de euros de la DGT a campañas en la agencia EFE, Cadena Ser y Onda Cero.

PRISA, la gran beneficiada

De todos ellos, el gran triunfador fue la cadena del grupo PRISA, que se hizo con un contrato de 1,3 millones de euros. Más tarde, la DGT confirmó que también habría campañas para la cadena Cope y Punto Radio.

Pero ahí no acabaron las polémicas con la gallina de los huevos de oro publicitaria. C de C, una Asociación de creativos que agrupa a profesionales de las principales agencias del sector, hizo pública una carta dirigida a Pere Navarro, director general, en la que criticaba las desiguales puntuaciones de un concurso bien remunerado que acabó con un claro ganador y una diferencia escandalosa –TBWA-, con una puntuación quince veces superior a la del segundo clasificado.
Más allá de polémicas, lo que sí está claro es que Tráfico prefiere la radio a la televisión. Según recoge el documento, los minutos de publicidad en la campaña de radio fueron 11.300, muy por encima de los dedicados a la pequeña pantalla, con tan sólo 1.750.
Está por ver que Pere Navarro haya reducido su generosidad económica a lo largo de 2010, aunque cuesta creer que la DGT se apriete el cinturón si no lo ha hecho en los años previos de la crisis. No hay que olvidar que la Dirección General de Tráfico depende directamente del ministerio del Interior de Alfredo Pérez Rubalcaba. Pero todo sea bienvenido para evitar más muertes en las carreteras de España.