Menú Portada

La Delegación del Gobierno de la Comunidad Valenciana se gasta 160.000 euros en papeletas para las nuevas Elecciones Generales, 72 horas después de ser convocadas

Mayo 12, 2016

A través de un procedimiento negociado sin publicidad que se encargará del “suministro de papeletas de votación para el Congreso y el Senado y Actas de escrutinio y de sesión”. El pasado martes 3 de abril, el rey Felipe VI, firmaba el decreto de convocatoria automática de las Comicios del 26J

papeletas

El Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), ha vuelto a hacer temblar los cimientos de la democracia. Tras los fallidos intentos de los diferentes partidos del panorama político nacional -que no son pocos-, para establecer un equipo sólido que gobernase los intereses de España y de sus gentes antes de la fecha límite de dos meses para lograr la investidura de un presidente del Gobierno, los sondeos sobre qué votarán los españoles en las próximas Elecciones Generales vuelven a estar en boga y en boca de todos. El último, precisamente del CIS, dice que el PP ganaría con un 27,4% de los votos, seguido del PSOE con un 21,6%, Ciudadanos con un 15,6%, y Podemos, que con las confluencias alcanza del 17,7% y junto a IU sumaría el 23,1%.  Unos datos parecidos, pero no iguales a los cosechados el pasado 20 de diciembre de 2015, lo que acercaría a España a un nuevo vacío de ingobernabilidad.

Procedimiento urgente y sin publicidad

Sin embargo, siempre hay quien pesca en río revuelto. Y esta situación se debe a la maquinaria de las licitaciones públicas en España, que nunca cesa. Cuando el pasado martes 3 de abril a las 09:37, el rey Felipe VI, firmaba el decreto de convocatoria automática de las Elecciones para el 26 de junio, tras el fracaso de las negociaciones para formar Gobierno, algunas Administraciones ya comenzaban a expandir su red clientelar. La primera en subirse al carro de los nuevos comicios parece haber sido  la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana que dirige Juan Carlos Moragues Ferrer. Las delegaciones del Gobierno dependen del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas de Cristóbal Montoro.

Tan solo 72 horas más tarde de firmarse la nueva convocatoria de Elecciones, la Delegación del Gobierno valenciana adjudicaba el contrato para el suministro de papeletas de votación para el Congreso y el Senado y Actas de escrutinio y de sesión”. La inmediatez de esta licitación  exprés salta a la vista con el procedimiento escogido por la Delegación, negociado sin publicidad. Una fórmula de contratación legal pero de dudosa moralidad al saltarse a la torera los principios de equidad y de concurrencia pública.

De hecho, la empresa adjudicataria ha sido Addo Impresores S.A.L. por ser la oferta económicamente más ventajosa de las dos recibidas. Una empresa de la localidad valenciana de Paterna. El presupuesto destinado a la impresión de un puñado de papeletas, 156.523,14 euros. Una auténtica frivolidad.

Doinel Castro