Menú Portada
La sociedad Construcciones Albiniesta no presenta sus cuentas desde 2007

La constructora de Andrés Iniesta declarada como deudor fallido

Diciembre 9, 2010
pq_922_iniesta-fuentealbilla.jpg

Sin duda es uno de los deportistas españoles más de moda, y puede serlo aún más si se confirman los pronósticos y es galardonado con el balón de oro, del cual ya es finalista. Y es que sin duda el gol de Andrés Iniesta en la final del mundial pasará a la historia, y ha eclipsado otros tantos históricos del fútbol español incluido el que él mismo marcó en 2009 en la semifinal de la Champions League ante el Chelsea.

Todo ello no ha hecho más que revalorizar al jugador español, que tiene una cláusula de rescisión de 200 millones en el Fútbol Club Barcelona, y que ha aumentado su caché en anuncios publicitarios e imagen, por cierto, gestionados por el hermano de su entrenador, Pep Guardiola. Todos estos ingresos se canalizan a través de la sociedad Maresyterey SL, domiciliada en Barcelona cuyo objeto social es la explotación comercial de los derechos de imagen de deportistas profesionales, en especial en el ámbito del futbol, incluyendo los aspectos relativos a la adquisición, gestión, defensa y representación de los derechos. Esta sociedad a falta de presentar las cuentas del último ejercicio, cerró el año 2008 con unas ventas de 1,7 millones, resultados de 984.540 euros y unos activos de 5,9 millones.

Hola vino, adiós ladrillo

Con estos activos, Maresyterey ha ampliado su objeto social, la razón la constitución de una bodega para explotar sus viñedos en su pueblo natal a través de la sociedad Bodega Iniesta SL, de la cual es accionista al 100% la primera sociedad. Pasado el trámite de certificado ambiental, la bodega iniciará sus actividades en un proyecto que espera emplear a entre 10 y 12 trabajador de Fuentealbilla y que busca claramente hacer marca con su apellido ya mundialmente conocido.

Este paso coincide con el abandono del negocio inmobiliario, una de las inversiones más recurrentes de los deportistas de élite españoles que ahora pasan por horas bajas. En 2006 se constituyó en Albacete la sociedad Construcciones Albiniesta, SL de la cual el jugador figura como apoderado, tras cerrar el primer ejercicio con unas ventas de 312.000 euros, en el siguiente ejercicio que ya cerró con pérdidas apenas llegó a los 154.000 euros. Desde entonces pocas noticias y todas malas, la empresa que empleaba a 4 trabajadores en 2007 no volvió a presentar cuentas desde entonces, es más, en 2009 fue declarada en el Boletín Oficial del Registro Mercantil como deudor fallido, es decir, estando obligado al pago de una deuda se ignora la existencia de bienes o derechos embargables o realizables para el cobro, un indicativo claro del nulo patrimonio de la sociedad. No hay que olvidar que con la legislación mercantil, una vez declarados fallidos los deudores principales y los responsables solidarios, la acción de cobro se dirigirá frente al responsable subsidiario. Si no existieran responsables subsidiarios o, si existiendo, éstos resultan fallidos, el crédito será declarado incobrable por el órgano de recaudación.

Esperemos que el mal paso en el negocio inmobiliario no se extienda en su bodega, en la que apuesta por la creación de empleo.