Menú Portada
Más de 130.000 ciudadanos, clientes de "la Caixa", y unos 5.000 comercios, bares y restaurantes podrán utilizar el servicio desde el primer momento

“la Caixa” y Visa iniciarán en Baleares el mayor despliegue regional de Europa del nuevo sistema de pagos “contactless”

Marzo 23, 2011
pq_925_Foto-Contactless.jpg

“la Caixa” y Visa Europe iniciarán en las Islas Baleares el mayor lanzamiento regional en Europa del sistema de pagos sin contacto. El “Contactless Shopping”, nombre que “la Caixa” y Visa Europe dan al proyecto, representa un doble hito: convertirá a las Islas Baleares en la primera área regional europea dotada de infraestructura de pagos sin contacto y, además, supondrá el estreno comercial en España, a gran escala, de la nueva tecnología internacional de pagos.

Hasta el momento, este tipo de sistemas se han instalado solamente en áreas limitadas de algunas ciudades y, generalmente, de forma experimental. En España, “la Caixa” y Visa Europe desarrollaron con éxito durante 2010 un proyecto en la localidad de Sitges (Barcelona). En el caso de las Islas Baleares, el “Contactless Shopping” será el mayor despliegue regional de Europa del sistema de pagos sin contacto.

Tarjetas Visa “contactless” para los clientes de “la Caixa” en las Islas Baleares

“la Caixa” iniciará en abril la instalación de los datáfonos “contactless” en los comercios y restaurantes de Baleares que sean clientes de la entidad financiera, un proceso que involucrará a unos 5.000 establecimientos.

Está previsto que semanas más tarde, en el mes de mayo, se realice un primer envío de las tarjetas “contactless” a los más de 130.000 usuarios de tarjetas Visa de “la Caixa” en las Islas Baleares, quienes las recibirán en su domicilio sin coste adicional. “la Caixa” estima que aproximadamente el 75% de las tarjetas corresponderán a la isla de Mallorca, mientras que el 25% restante se repartirá entre Menorca, Ibiza y Formentera.

Más agilidad y seguridad para micropagos

Las tarjetas “contactless” permitirán a los clientes realizar pagos rápidos en comercios (siempre que estos dispongan del datáfono necesario). La transacción se realiza al acercar la tarjeta al datáfono: el chip conecta con el terminal y el pago se efectúa instantáneamente.

El sistema resulta especialmente útil para los micropagos (compras de bajo importe). El uso del pago electrónico en micropagos aporta múltiples ventajas para el cliente, principalmente en lo relativo a comodidad, rapidez y seguridad. Para el comerciante, el cobro de pequeñas sumas vía “contactless” también resulta interesante, especialmente en establecimientos con gran afluencia de público: restaurantes de comida rápida, kioskos, cafeterías, floristerías, tiendas turísticas, etc.

La seguridad del sistema “contactless” está totalmente garantizada. En compras superiores a 20€, el cliente tendrá que teclear el número PIN de su tarjeta para validar la operación. Y, en cualquier caso, “la Caixa” avala el buen uso de las tarjetas “contactless” con su garantía CaixaProtect, una cobertura que protege a todos los clientes de tarjetas de la entidad ante posibles usos fraudulentos de sus medios electrónicos de pago.

Por otro lado, la tecnología “contactless” también está preparada para operar en los cajeros dotados de lector especial. Próximamente, “la Caixa” instalará algunos de estos terminales en distintas ubicaciones de las Islas Baleares.

Acuerdo con la EMT para integrar las tarjetas de transporte

Además, las tarjetas “contactless” pueden incorporar servicios de valor añadido para los clientes. En el caso de las Islas Baleares, “la Caixa” ha suscrito un acuerdo con la Empresa Metropolitana de Transportes (EMT) de Palma para integrar en las tarjetas Visa de “la Caixa” los títulos de transporte público.
De esta forma, las tarjetas Visa “contactless” que emita la entidad podrán utilizarse como bono de transporte en los lectores que actualmente la EMT tiene en los autobuses urbanos. También podrán recargarse en los puntos habituales.

Infraestructura preparada para la llegada de los pagos con móviles

La infraestructura de lectores “contactless” en comercios y transporte público estará diseñada para adaptarse a todos los posibles soportes de pago sin contacto que puedan aparecer a medio y largo plazo: tarjetas, teléfonos móviles, dispositivos tecnológicos, etc.

“la Caixa” inicia el proyecto con tarjetas, dado que es el formato más familiar para los usuarios y más apto para una distribución a gran escala, pero el sistema tendrá validez universal. No será necesario realizar ningún despliegue tecnológico adicional cuando lleguen al mercado los móviles para realizar pagos.

Igualmente, si algún cliente europeo que dispone de tarjetas Visa “contactless” (también llamadas Visa PayWave) emitidas por alguna entidad internacional quiere utilizarlas en Baleares, podrá hacerlo. De la misma forma, los usuarios de las tarjetas “contactless” de “la Caixa” podrán pagar con ellas en otros lugares del mundo donde también funcionen los pagos con esta tecnología.