Menú Portada
La entidad ha llevado a cabo también la renovación parcial de sus órganos de gobierno y ha adaptado a la nueva normativa la composición de los distintos sectores representados

La Asamblea General de “la Caixa” aprueba la absorción de Banca Cívica

Mayo 23, 2012
pq_923_Isidro-Faine.jpg

La Asamblea General de “la Caixa” aprobó, esta tarde, la fusión por absorción de Banca Cívica por parte de CaixaBank, el banco instrumental a través del que la Caja de Ahorros y Pensiones de Barcelona ejerce su actividad financiera.

Esta operación formará el primer grupo financiero en España, con unos activos de 342.000 millones de euros, cerca de 14 millones de clientes y una cuota de mercado media en España en depósitos del 14%, en crédito a la clientela del 13,4% y del 10,5% en total de activos.
Está previsto que el proceso de fusión finalice en el tercer trimestre de este año y que la operación genere unas sinergias potenciales de 540 millones a partir del año 2014.

Respecto a la fusión por absorción de Banca Cívica por parte de CaixaBank, Isidro Fainé insistió en que la operación “crea valor para todos los grupos de interés: para “la Caixa” como accionista mayoritario, para los accionistas minoritarios, para los empleados y para la sociedad en su conjunto a través de la Obra Social”. 

Aprobación de las Cuentas Anuales y del presupuesto de la Obra Social

El máximo órgano de gobierno de “la Caixa” también aprobó las Cuentas Anuales y los Informes de Gestión correspondientes al ejercicio 2011, tanto individuales como consolidados, así como la gestión del Consejo de Administración. Asimismo, la Asamblea ha aprobado la Memoria y los Estados Financieros de la Obra Social referidos a 2011, y el presupuesto de 2012, que asciende, por quinto año consecutivo, a 500 millones de euros.

En un entorno económico complejo y volátil, y tras realizar fuertes dotaciones, el Grupo “la Caixa” obtuvo en el ejercicio 2011 un beneficio atribuido de 975 millones de euros, un 32,1% menos que en 2010. El resultado recurrente, sin las operaciones extraordinarias, alcanza los 1.336 millones de euros (-13,6%).

Discurso del presidente e informe del director general

La Asamblea se inició con el discurso del presidente de “la Caixa”, Isidro Fainé, y con el informe del director general, Juan María Nin. El presidente hizo un balance del año, marcado por la reorganización del Grupo “la Caixa” y el inicio de la cotización de CaixaBank. Isidro Fainé destacó que “esta es la primera Asamblea después de la reorganización del Grupo, un paso decisivo para dar respuesta a la necesidad de adecuar nuestra institución a los nuevos tiempos”. Fainé ha recordado que la entidad culminó el proceso de reorganización del Grupo en tan solo cinco meses.

“La sólida posición financiera del Grupo “la Caixa” se sustenta en el apoyo razonado de nuestros órganos de gobierno, en el esfuerzo de todos los empleados y en el trabajo bien hecho a lo largo de muchos años; y de un permanente y actualizado modelo de gestión basado en el rigor, la prudencia y el sentido de la anticipación”, ha señalado el presidente de “la Caixa” y de CaixaBank.

A pesar del nacimiento de CaixaBank, Isidro Fainé ha recalcado que “la Caixa” “sigue fiel a sus valores” y ha señalado que su “singularidad inimitable se encuentra en su proyecto institucional de servicio social, en una voluntad de crecimiento empresarial y en una exigencia financiera que no olvida que su misión fundamental es satisfacer las necesidades de sus clientes y hacer Obra Social”.
Precisamente ha sido la Obra Social un apartado sustancial del discurso del presidente de “la Caixa”, quien la ha definido como “la razón última que justifica nuestra actividad como entidad financiera”.

Fainé, que ha repasado los principales Programas de la Obra social y sus 36.000 actividades programadas durante 2011, hizo hincapié en que “este dividendo social toma mayor relevancia si consideramos la crisis económica y social que estamos sufriendo: dos terceras partes del presupuesto se dirige a la atención de las personas más frágiles de nuestra sociedad”.

El presidente de “la Caixa” ha cerrado su intervención recordando que “el Grupo “la Caixa”, hoy, está presente en todo el mundo: ya sea a través de la actividad financiera, a través de CaixaBank y sus participaciones en entidades financieras, con la Obra Social y, también, con nuestra cartera de participadas”.

Por su parte, el director general de “la Caixa” repasó las principales cifras del pasado ejercicio y destacó la gran fortaleza comercial de la entidad, “que ha aumentado las cuotas de mercado en la mayoría de productos y servicios, y mantiene una posición de claro liderazgo en todos los segmentos de banca minorista”. “En una situación como la actual, la entidad no ha dejado de conceder créditos: 840.000 nuevas operaciones crediticias (80.500 millones de euros) durante 2011”, ha añadido para ilustrar la proximidad a los clientes.

El director general de “la Caixa” y consejero delegado de CaixaBank también se refirió a la capacidad del Grupo de generar resultados, tanto recurrentes como extraordinarios, y a la fortaleza del balance, “una prioridad del ejercicio 2011, que, a la vista de los últimos requerimientos normativos, resulta muy importante y refleja una gestión prudente que nos ha permitido finalizar el pasado ejercicio como referentes en solvencia, liquidez y calidad de activos.”

Además del crecimiento orgánico de la entidad, Juan María Nin subrayó que “la integración de Banca Cívica nos permitirá avanzar hacia una mejor estructura de costes en este entorno de crisis y hacia un crecimiento más potente de los ingresos, derivado de la nueva posición en el mercado”. Añadió que esta operación “contribuye a consolidar la reestructuración del mapa financiero español, creando una entidad financiera líder en España, con unos activos de 342.000 millones de euros y una amplia implantación territorial, que contribuirá al desarrollo económico del país”.

El presupuesto de la Obra Social se mantiene en 500 millones de euros

El máximo órgano de gobierno de “la Caixa” también ha aprobado la Memoria, los estados financieros y el presupuesto de la Obra Social para el ejercicio 2012, así como la liquidación del correspondiente a 2011. La Asamblea ha aprobado un presupuesto de la Obra Social para 2012 de 500 millones de euros, cifra que se mantiene intacta por quinto año consecutivo a pesar del complejo entorno macroeconómico actual.

Este presupuesto se enmarca en el Plan Estratégico del Grupo “la Caixa” 2011-2014 para su Obra Social, que consolida y acrecienta el compromiso de la entidad financiera con las necesidades de la sociedad actual.