Menú Portada
Confirmado: la acequia de Mestalla está a puntito de desbordarse, y eso que aún no llueve en Valencia

Koeman, técnico valencianista: “Esto es un barco y hay que subir en él o te quedas en la orilla”

Diciembre 19, 2007

Hoy, en el fin de semana, volvemos a tener de todo. Uno que habla con la boca pequeña, otro que no sabe dónde está, el de más allá que que confundió una autopista con un circuito, el otro que con los pies en el suelo… una de tal y tal para no decir nada. Y por último, los que le llega el agua al cuello y los que no que no saben cómo salir del pozo. ¡Ah! Y los que se encomiendan a Dios y la Virgen.
Y otros que dudan y se encomiendan a lo divino.

pq_411_koeman.jpg

Hoy tenemos para todos los gustos. No importa el orden, pero quizás la primera es la más significativa por venir de quien viene y suponer lo que supone. ¿Lo de la fábula de Esopo de la zorra y las uvas? Uno con la boca pequeña. Ramón calderón, presidente del Real Madrid, dice que no ficharía a Kaká. Debe de ser para acallar la risas de lo que dijo Mijatovic sobre Ronaldinho, que tampoco lo ficharía: “Tenemos una plantilla, aunque parezca arrogante, en donde no tendría sitio Kaká. Si vinieran jugadores de calidad no se les cerraría la puerta”. Como diría mi amigo Paco el canario, “Calderón ya está con las boberías”.

Uno que no sabe dónde está. Ronald Koeman ha decidido adelantar las Fallas en Valencia. Ha decidido apartar del equipo a Albelda y Cañizares, santo y seña de la entidad en los últimos años. Que el vestuario valencianista es un polvorín lo sabía todo el mundo y este pulso así lo confirma. El holandés, al que le quedan dos telediarios si el equipo no gana en Zaragoza el sábado, tiene más mala leche que vocabulario: “Son decisiones que se toman por algo, quiero cambiar cosas y dar oportunidades a otros jugadores. Hay gente que me va a criticar y gente que va a estar de acuerdo conmigo, pero hay que aceptarlo porque la vida es así. Pero yo voy por mi camino, que es el de cambiar cosas, el futuro dirá si me equivoco. Esto es un barco, hay que subir para ir y, si no, te dejamos aparte“. Lo dicho, arderá Mestalla.

Uno que confundió una autopista con un circuito. La gendarmería francesa ha retirado al piloto británico Lewis Hamilton el permiso de conducir por un mes, después de que un radar le sorprendiera a 196 kilómetros por hora por una autopista del norte de Francia. Hamilton, al verse sorprendido dijo “yo no he sido. Seguro que se ha chivado Alonso. ¡Papáaaa!”.

Uno con los pies en el suelo.
Fernando Alonso, de nuevo en Renault tras el fallido paso por Mclaren, echa el freno a la euforia: “Pensar en que Renault puede ganar el año que viene el mundial es, al día de hoy, una locura, después ya se verá“. El asturiano también ha querido cerrar el pasado en McLaren aclarando algunas cosillas: “Se ha escrito demasiado sobre ese asunto. No he sufrido ni el 10 por ciento de todo lo que se ha dicho, pues a 20 vueltas para el final de la última carrera estaba con opciones reales de ganar el mundial por tercera vez consecutiva. Me ido con un buen sabor de boca”. Bueno, lo último es mentira, casi como todo lo que contaba el calvo de Telecinco.

Una de tal y tal.
El seleccionador español, Luís Aragonés, votó a Kaká, Lionel Messi y Didier Drogba en el premio al Mejor Jugador del Año. Por segundo año no se acordó de ningún español. Preguntado por ello, Aragonés dijo. “Ya estáis otra vez con Raúl. Que os he dicho que no le llevo porque hay otros mejores”. Lapsus mentales. Es broma.

Uno al que le llega el agua al cuello.
Y no es porque esté lloviendo en La Coruña sino por la situación del Deportivo, en descenso y sin visos de recuperación. Antonio Tomás, jugador deportivista, aún respira. “La sensación que tenemos es que el equipo no está muerto. Vamos a tirar para arriba de esto como sea y lo vamos a sacar adelante seguro. A los pesimistas les digo eso, que estamos muy unidos y que somos conscientes y creemos en que podemos salir de esta situación”. Vale, por si acaso poneros en lo peor.

Otros que no saben cómo salir del pozo.
El Estudiantes, mítico equipo de baloncesto español, uno de los tres junto a Real Madrid y Joventut que siempre ha estado en Primera división, va camino de segunda o algo peor. Su lamentable junta directiva en lugar de buscar soluciones deportivas y económicas, recurre a la sensiblería para buscar apoyo en la masa social. Y han editado un video con la siguiente leyenda: “Cuando todo parece imposible, comienza el camino de lo posible. Hay algo que nos hace grandes“, en referencia a sus aficionados. Ahora habrá que ver quién paga los videos y la campaña. ¡Bermúdez vete ya¡

Y otros que dudan y se encomiendan a lo divino.
Y a lo humano. José María Del Nido, presidente del Sevilla, visitó el santuario de la Virgen de Consolación, en Utrera, seguramente para implorar ayuda divina. El presidente sevillista dijo estar preocupado: “Estoy lógicamente preocupado por la mala marcha del equipo en Liga y deseoso de encontrar las causas por las cuales tenemos dos imágenes del Sevilla: en Champions y en la Liga”. Pues que pregunte a los demás clubes modestos que han jugado la Champions en las últimas temporadas. Athletic, Celta, Betis…