Menú Portada

Juan Ramón Lucas creo una sociedad “ad hoc” para producir un programa en la televisión autonómica del socialista Antich

Septiembre 19, 2010

Tres semanas después de su constitución, se anunció el programa en IB3

pq_922_lucas2.jpg

Conseguir un pedazo de la suculenta tarta televisiva parece ser fácil para unos pocos, como ya denunció Comisiones Obreras e informó este medio, Juan Ramón Lucas a través de una sociedad en la que tardó más de cuatro años en presentar sus cuentas en el Registro Mercantil cobró más de 2,5 millones en programas facturados por una de sus productoras a los que añadir más de medio millón de euros por su labor de presentador en Radio Nacional de España.

Pero no es el único caso que le vincula sus intereses en empresas productoras propias con televisiones públicas, este es el caso de la sociedad Entelekia Media, S.L., constituida el 22 abril de 2008 con el objetivo social de producción, coproducción, exhibición, distribución, comercialización, promoción, realización, dirección, ejecución, importación, exportación, compra, venta, cesión, doblaje, sonorización, reproducción, edición musical y domiciliada en Palma de Mallorca. Lo curioso no es conseguir un contrato, la sociedad principal del productor Cies Imatges no sólo vende programas a TVE lo hace a otras cadenas, si no que IB3, la Radio Televisión de las Islas Baleares de Antich, anunció la emisión del programa de la productora de Lucas tan sólo tres meses después la creación de la sociedad.

“Fent Trull”

El 13 de mayo de 2008, saltó la noticia de que IB3 recuperaba para ese verano uno de los primeros programas con los que comenzó sus emisiones, “Fent Trull”, un espectáculo de karaoke que estrenó temporada el 30 de junio hasta el 13 de septiembre y que duraría 10 semanas.

El programa fue una de las apuestas fuertes de la televisión de Antich, que ofreció el programa en prime time, después de la segunda edición de los informativos, a la vez que se ampliaba su duración y pasba de los 30 minutos de la primera edición a los 45 minutos de ahora incluso contaba con la participación de los bailarines de “¡Mira quién baila!” programa que entonces se emitía en Televisión Española.

El programa se emitía de lunes a jueves, mientras que el viernes estará reservado para la final semanal.

Sin noticias económicas

Cincuenta programas de 45 minutos y en prime time, un suculento bocado del que desconocemos los beneficios que le generaron a Lucas, ya que siguiendo la tradición de otras sociedades, desde su constitución y nombramiento de cargos (en el que el locutor ocupa el de Admnistrador) no ha vuelto a declarar ningún dato al BORME, incluyendo por supuesto la presentación obligatoria de sus cuentas anuales.

Ni siquiera tiene su web activa, tan solo una pantalla con un número de teléfono 902, de los de pago, y una dirección de correo como pueden comprobar.

Así, mientras el Conseller de Economía de Baleares anunciaba en abril que la deuda de la televisión pública acumulaba entre 150 y 160 millones de euros (en tan sólo cinco años) los ciudadanos desconocemos lo que se pagó por un programa que no escatimo en gasto y cuyo “éxito” se demuestra en que no volvió a emitirse.