Menú Portada
Intervención del presidente de la CAM en la segunda jornada de la Convención Nacional de Nuevas Generaciones

Ignacio González afirma que le “vendría bien una ayudita un poquito más arriesgada” para acabar con el paro juvenil

Noviembre 16, 2013
pq_939_gonzalez_nuevas_generaciones.jpg

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha afirmado este sábado que le “vendría bien alguna ayudita un poquito más arriesgada” para acabar con el desempleo juvenil y se ha mostrado partidario de hacer una reforma laboral “más profunda”, que permita “flexibilizar más” el mercado de trabajo.

González ha defendido esta postura durante su intervención en la segunda jornada de la Convención Nacional de Nuevas Generaciones que se celebra esta tarde en Madrid, donde ha argumentado que aboga por una reforma que permita a los jóvenes encontrar trabajos “en condiciones mucho más ventajosas”, para que así puedan “compatibilizar” su vida de estudiante, su vida laboral y su vida de ocio.

Dicho esto, el presidente de la Comunidad de Madrid ha indicado que el desempleo juvenil es el problema “más frustrante” y ha añadido que se trata de un “escándalo”. Así, ha insistido en que atajar este problema es “fundamental” y en que “todo” lo que se haga desde las instituciones es “esencial” porque no se puede continuar “generando esa desazón que muchos tienen” ni seguir “perdiendo capital humano”.

En esta línea, ha destacado la importancia de “toda la política del plan de emprendimiento”, de apoyo de becas y ayudas a la formación e inserción laboral, así como la reforma de la Formación Profesional para dar la “oportunidad” a los jóvenes “de formarse trabajando”. “Tenemos que buscar inserción laboral también desde la universidad y seguir exigiendo a nuestras empresas que no pierdan el capital humano”, ha remachado.

En relación con el emprendimiento, el presidente de la Comunidad de Madrid ha afirmado que se trata de “la base del cambio” que necesita la actividad económica y ha instado a acudir a la Comunidad a “cualquiera que tenga una idea”. Además, ha pedido abandonar el “paternalismo tradicional” que, desde su punto de vista, ha imperado en España, en el que “todo el mundo aspiraba poco más o menos a ser funcionario” y a tener un “sueldo para siempre y pocas responsabilidades”. “Hay que cambiarlo”, ha insistido.

La educación, la base para la “libertad”

Por otra parte, González ha opinado que la “educación es probablemente la responsabilidad más importarte” que tienen quienes ostentan las responsabilidades públicas y el “compromiso más grande” que tienen que llevar adelante porque, a su juicio, es “la base para la libertad individual, para la formación.

Según el presidente madrileño, para el PP la educación es una “oportunidad” para otorgar a la persona que quiera “todos los conocimientos y capacidades” para el futuro, mientras que para sus “adversarios” es la forma de “adoctrinar” y hacer “clones que vayan solamente en una dirección que es la que a ellos les interesa”.

Por ello, González ha dicho que no se puede “seguir manteniendo” lo que, desde su punto de vista, ha sucedido “durante los últimos 30 años” con leyes socialistas “adoctrinadoras” que han conducido al mayor fracaso escolar de toda la historia de este país, condenando a muchas generaciones al fracaso”. “Con eso hay que acabar”, ha asegurado, para después agregar que anima “al Gobierno a que siga avanzando con la Ley Wert – Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE)– para “acabar” con ello.

Finalmente, Ignacio González se ha dirigido a los asistentes al Congreso Nacional de Nuevas Generaciones, a quienes ha asegurado tienen un “papel esencial”. Así, ha indicado que sin ellas “no hay futuro” y les ha pedido que sean “mucho más activos” en la defensa del trabajo y los principios del PP.