Menú Portada
Subasta en Internet dos cubos de madera pintados al óleo y decorados a mano por el artista

Ibarrola acude en auxilio económico del partido de Rosa Díez

Febrero 27, 2008

Ibarrola realizó el Bosque de Allaríz (Orense) siendo alcalde el líder del BNG Antxo Quíntana, sin embargo su Bosque de Oma fue víctima del radicalismo vasco

pq__ibarrola.jpg

Como informó esta misma semana extraconfidencial.com, el presupuesto con que cuenta UPyD para esta campaña electoral ronda los 250.000 euros, una cantidad similar a la desembolsada por el Gobierno para la reforma del piso del ministro de Justicia Mariano Fernández Bermejo.
Nunca el arte y la cultura han estado más pegados al poder que en nuestra época. Sin embargo, no es el caso del escultor vasco Agustín Ibarrola, quien siempre ha permanecido fiel a su propio criterio y compromiso intelectual. Militante del Partido Comunista durante la dictadura y recluido en la prisión de Burgos, después se posicionó con movimientos cívicos como “Basta Ya” frente al imperio de ETA y el nacionalismo obligatorio y excluyente. Actualmente forma parte del importante grupo de intelectuales que apoya a Unión, Progreso y Democracia (UPyD), las nuevas siglas que lidera Rosa Díez. Un recién nacido partido que en poco tiempo ha logrado aparecer en las encuestas del CIS con un 0,6% .
Conocedor de esta precariedad económica, Agustín Ibarrola ha donado a esta formación dos esculturas de su colección particular para subastarlas públicamente entre coleccionistas y simpatizantes. Se trata de dos cubos de madera de 65 y 100 centímetros cúbicos respectivamente, pintados al óleo y decorados a mano por el artista vasco. Los precios de salida están en torno a los 15.000 y 20.000 euros respectivamente. El remate comenzó el 14 de febrero y en el momento de cerrar esta edición la primera pieza ha recibido una puja por importe de 17.000 euros.
Cualquier interesado en hacerse con uno de estos magníficos y valiosos cubos, puede participar en esta subasta en beneficio de UPyD, pujando a través del portal www.cubosibarrola.es

Un creador que convierte en museos los espacios

Agustín Ibarrola nació en Basauri (Vizcaya) en 1930. Su obra rompe moldes. Entre otros galardones cuenta con la medalla al merito constitucional, habiéndose convertido en referente internacional de intervención artística sobre la propia naturaleza: el bosque de Oma (Vizcaya) y el bosque encantado en la orilla del Tormes (Salamanca), las traviesas en la montaña de carbón en Gelsenkirche (cerca de Dusseldorf), los cubos de la memoria de Llanes (Asturias) y las magníficas piedras de Garoza (Ávila) son algunas de sus obras más significativas.
Una de sus peculiaridades radica en su originalidad. En lugar de llevar las obras a los museos, este escultor vasco convierte en museos aquellos lugares donde realiza sus obras. También podemos disfrutar de sus pinturas y esculturas en espacios públicos tales como los puertos de Guipúzcoa y Vizcaya, la escultura de Inchaurrondo en San Sebastián y “la ola” en la madrileña estación de Chamartín.

La “txapela” de un vasco prohibido en el País Vasco

Ibarrola pertenece a ese nutrido grupo de artistas que en el pasado lucharon contra la dictadura y actualmente continúan haciéndolo contra el integrismo y la intolerancia nacionalista. Precisamente, por estas convicciones, en alguna ocasión ha sido víctima de este radicalismo, como cuando un grupo de “vándalos” cortó varios árboles y garabateó sobre el Bosque de Oma, su obra más conocida.
Pese a su prestigio y renombre internacional, está discriminado y prohibido en su propia tierra natal. Y eso pese a lucir siempre “txapela” delatando constantemente sus propias senas de identidad. No sale en los libros ni consta en los programas educativos del PNV por el simple hecho de no ser nacionalista. Y eso, pese a contar entre sus obras también con el Bosque de piedras y árboles pintados de Allaríz (Orense), que realizó cuando era alcalde de ese municipio Anxo Quintana, actual líder del Bloque Nacionalista Galego. Un trabajo que supuso varios premios para este pueblo gallego.
Todas estas convicciones han llevado a Agustín Ibarrola a alinearse con Unión, Progreso y Democracia, (UPyD) la formación creada por sus paisanos y amigos Rosa Díez y Fernando Sávater -cuya fundación, presentación de candidatos, etc… apoyó también con su presencia-, donando dos de sus piezas más singulares y apreciadas de su propia colección privada para contribuir de este modo, al sostenimiento de su campaña electoral.