Menú Portada
El presidente de la CEOE y su socio Gonzalo Pascual solicitaban al mismo tiempo la devolución de 20.000 euros

Hacienda hace la “vista gorda” con Díaz Ferrán –dejó de ingresar 100 millones de euros-, mientras embarga bienes por deudas de 188 euros

Octubre 15, 2008

La reclamación de la AEAT a este ciudadano es por el impago del Impuesto de Circulación de una motocicleta

La deuda de los dueños de Viajes Marsans la dictaminó un Informe Pericial de la Agencia Estatal de Administración Tributaria aportado al Juzgado número 35 de Madrid, cuya titular era la hoy vocal de CGPJ, Gemma Gallego
Díaz Ferrán dejó de ingresar a la Hacienda Pública nada menos que 100 millones de euros


Dicen que hay dos justicias pero, a lo que se ve, también dos Haciendas: la de los ricos y la de los pobres, o menos ricos. El pasado mes de septiembre un trabajador recibía en su domicilio una notificación de diligencia de la Agencia Estatal de Administración Tributaria de “embargo de bienes muebles”. El motivo: el impago del impuesto de circulación de una motocicleta de su propiedad. El importe: 188 euros. El bien a embargar: la moto. No salía de su asombro. Jura y perjura que era la primera notificación, vía correo certificado de la AEAT, que recibía. Como quien clama en el desierto. “A pagar o nos llevamos la moto. Luego puede hacer las reclamaciones que considere oportunas”, le dijeron. Y pagó.
Una actitud, la de Hacienda, que contrasta, por ejemplo, con la indiferencia que la AEAT ha mostrado con el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, y su socio, Gonzalo Pascual, dueños de Viajes Marsans, en el caso Aerolíneas Argentinas. Air Comet, sociedad cuyos máximos accionistas son los mencionados Ferrán y Pascual, dejaron de ingresar en las arcas públicas 99.049.520 euros, más otros 7,5 millones de Romana Playa. Total: cerca de 108 millones de euros defraudados. Así lo dictaminó el Informe Pericial de la Agencia Estatal de Administración Tributaria aportado al Juzgado número 35 de Madrid, cuya titular era la magistrada Gemma Gallego, hoy vocal del Consejo General del Poder Judicial a propuesta del PP, y que instruía la causa conocida como Aerolíneas Argentinas.

No pago, pero que me devuelvan dinero

Pues bien, según se desvela en la documentación aportada por la acusación particular, encabezada por el abogado Rafael Caro, mientras los socios mayoritarios de Air Comett dejaban de ingresar 100 millones de euros, solicitaban a Hacienda la devolución de 20.000 euros en concepto del impuesto de sociedades.
Y luego dicen que Hacienda somos todos. ¿Por qué no actúa de oficio la AEAT contra Ferrán y Pascual con la misma celeridad que contra este trabajador? ¿Por qué el fiscal y la jueza Gemma Gallego de la causa Aerolíneas Argentinas tampoco obraron de oficio ante este presunto delito fiscal? Preguntas sin respuesta, pero a unos les embargan y a otros no. Doble Hacienda.