Menú Portada
Fundamentan la decisión en la postura de la Federación Internacional de Piragüismo, que sí dio el visto bueno para 2012

Gallardón politiza la candidatura de Madrid 2016 y deja a Aranjuez sin subsede olímpica

Septiembre 23, 2008

La candidatura olímpica de Madrid para 2016 ha decidido retirar la adjudicación de subsede al ayuntamiento de Aranjuez, con lo que esta ciudad no albergará la competición de piragüismo en el supuesto caso de que Madrid sea elegida sede por el COI. La razón argumentada es una carta de la Federación Internacional de Piragüismo, que se queja de en el proyecto su deporte esté a 50 kilómetros de la Villa Olímpica. Lo curioso es que ambas instalaciones están en el mismo lugar que en la candidatura de 2012 y entonces recibieron el apoyo de esta Federación.

pq__ARANJUEZ031.jpg

Primero fue Palma de Mallorca la que se quedó sin la subsede para albergar la Vela en detrimento de Valencia. Ahora es Aranjuez la ciudad que se queda sin su canal olímpico. ¿Qué pueden tener Palma y Aranjuez en común? A bote pronto, siendo mal pensados, lo único que se nos ocurre es que cuando Palma y Aranjuez fueron elegidas subsedes para 2012 en las instituciones balear y arancetana había gobiernos del PP y ahora lo son del PSOE. Es la pequeña diferencia que salta a la vista.
Madrid 2016 se ha encargado de dar a la luz la carta enviada por la Federación Internacional de Piragüismo a la candidatura madrileña, en la que dice que la ubicación perjudicada a sus deportistas. Lo raro es que esta misma federación no se quejó de esta instalación hace cuatro años, y ahora quieren que emplacen su deporte en Getafe, a “a cinco kilómetros de Madrid y de la Villa Olímpica”. Alguno más hay.
La noticia, conocida ya a finales de julio, ha saltado ahora a la primera plana porque la consjera delegada de Madrid 2016, Mercedes Coghen, da por definitivo el cambio de ubicación, sin respetar los acuerdos existentes. Y sin esperar a que la propia Federación de Piragüismo celebre en unos meses elecciones presidenciales a las que opta un español, Txomin Perurena, que apoya la opción de Aranjuez. Estamos pues ante una decisión política.
Los que saben de la materia cuentan que la actual candidatura está muy politizada y dirigida desde el ayuntamiento sin fisuras. No como la de 2012 que fue regida con mayor autonomía por el comité organizador, que trabajó con menos presiones y con criterios deportivos. Ahora el 100% de las decisiones obedecen al deseo de los hombres del alcalde Ruiz Gallardón, muy obstinado en sus decisiones y que nunca rectifica.
Todo esto ha enfadado y bastante al alcalde de Aranjuez, el socialista Jesús Dionisio Ballesteros, que ve la maniobra política detrás de la decisión: “Se ha estado trabajando para quitar la posibilidad de Aranjuez de participar en el proyecto olímpico como subsede, buscando argumentos sin fundamento y mostrando un absoluto desprecio a la Federación Española de Piragüismo, que se había mostrado partidaria de la instalación ribereña. Son argumentos cogidos por los pelos y sin justificar el porqué toma la decisión antes de tiempo“.
Como dice el propio alcalde arancetano, desde 1984 todos los canales de remo y piragüismo se han encontrado a una media de 80 kilómetros de la ciudad que organiza los Juegos. Ballesteros pedirá al secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, que interceda en este mismo sentido. El alcalde añadió que “el piragüismo es un elemento de desarrollo y que, por lo tanto, Aranjuez contará con un su canal. Hay más posibilidad de que Aranjuez tenga su canal que Madrid sea olímpica en 2016“. Todo un desafío.