Menú Portada
EXCLUSIVA
Entonces ocupaba el cargo de secretario de Acción Sindical y Políticas Sectoriales de la Confederación Sindical de Comisiones Obreras

Fernández Toxo compró los dos áticos cuando era el máximo responsable del Grupo de Proyectos Sociales

Mayo 25, 2010

Grupo de Proyectos Sociales no eligió a VITRA, sino a una cooperativa privilegiada no dirigida a todos los afiliados para la construcción de las viviendas

Parque Azorín obtuvo licencia para edificar 47 viviendas aunque al final sólo construyó 44

Los beneficiarios de los inmuebles se “saltaron” a miles de asociados que llevaban apuntados incluso más de siete años

La Confederación Sindical es la dueña al 100% de la promotora GPS


Como ya ha informado este medio en las ediciones del lunes y del martes, Ignacio Fernández Toxo, actual Secretario General de Comisiones Obreras accedió a la propiedad de dos áticos en el barrio madrileño de Montecarmelo, en una promoción de tan sólo 44 viviendas en una zona del norte de Madrid cuyo precio por metro cuadrado supera los 7.200 euros. A esto hay que añadir sendas plazas de garaje con una superficie útil que supera los 60 metros cuadrados útiles, mucho más de lo que pueden soñar muchas familias en paro e incluso con la crisis, los “afortunados” mileuristas.

El inicio de la construcción en 2004, y la entrega de las viviendas en 2006, coincidió en la época en la que Fernández Toxo ocupaba el cargo de Secretario de Acción Sindical y Políticas Sectoriales de la Confederación Sindical de Comisiones Obreras, mientras la empresa promotora Grupo de Proyectos Sociales de Gestión, más conocida por sus siglas GPS Gestión, tiene como accionista al 100% precisamente la Confederación Sindical de Comisiones Obreras, es decir por encima de sus propios gerentes, era Fernández Toxo quien tenía el máximo poder de la promotora.

Cooperativa camuflada

Todos los terrenos de los tres PAUS ya desarrollados en el norte de Madrid (Las Tablas, Sanchinarro y Montecarmelo) eran de los más cotizados de la capital. Así VITRA, que es la gestora de cooperativas por la que se desarrollan la práctica totalidad de las obras de GPS acumulaba casi diez mil personas que tras pagar sus cuotas de alta esperaban pacientemente su totalidad. Ni un 10% de los asociados pudieron acceder a una vivienda de VITRA, en propio PAU de Montecarmelo se edificó una promoción, El Fresno, en la que tuvieron acceso 216 afortunados asociados. Pero mientras en la parcela 5.4 del ensanche la gestionaba VITRA, la 16.1, mucho más pequeña y codiciada fue elegida a otra promotora, Parque Azorín.

La táctica funciono en parte, muchos asociados no se percataron de esas 44 viviendas pero muchos otros sí, y las reclamaciones, bajas de la cooperativa e incluso de afiliación del sindicato se acumularon. De hecho, en 2004 ya hubo denuncias de la creación de listas paralela que Vitra-CCOO-GPS derivaban a Parque Azorín. Incluso en la propia revista de la Confederación de Cooperativas de Viviendas de España (CONCOVI) figuraban como promociones separadas.

Sin presentar cuentas

Lo cierto es que la Sociedad Cooperativa Limitada Parque Azorín, domiciliada en la sede social de Comisiones Obreras en la calle Lope de Vega es todo opacidad. Presentó su último balance en el Registro Mercantil en 1998, y sabiendo que las viviendas se entregaron en 2006 y posteriormente a esta fecha es cuando se liquida una cooperativa, no presentó sus cuentas por ocho años consecutivos, todo un ejemplo de responsabilidad cooperativa.

Así, los españoles desconocemos los costes, ingresos, o incluso plusvalías extraordinarias que generó la empresa y que se repercuten en sus “cooperativistas” entre los que se encuentra Fernández Toxo.