Menú Portada
Problemas a la hora de cerrar las cuentas del ejercicio de 2008

Fernández limita a 100 euros mensuales el gasto de móvil corporativo en RTVE

Enero 4, 2009

Llega la hora de cerrar las cuentas de resultados para las empresas tras un 2008 atenazado por la crisis. Unas sociedades lo tendrán más fácil que otras, sobre todo aquellas que cuentan con el respaldo impagable de los Presupuestos Generales del Estado.

pq_672_LUISITO.jpg

Es el caso de la Corporación Radio Televisión Española. Si pierde dinero, se le inyecta el dinero que haga falta con la justificación de la reducción por ingresos publicitarios. Curiosamente, TVE se ha aupado al número dos del ranking de audiencia superando a Antena 3TV. Los responsables económicos de la televisión pública, nos aseguran, tendrán que ejecutar la cuadratura del círculo.
Pero su presidente, Luis Fernández, sabe que hay que equilibrar gastos e ingresos. De momento, dicen que de cara a la galería, y “dentro de las medidas de rigor en el gasto que se vienen adoptando en la Corporación RTVE, en el marco del plan de austeridad establecido por el Gobierno para la totalidad del sector público”, ha limitado a 100 euros mensuales el gasto del teléfono móvil corporativo que la televisión pública facilita a algunos de sus empleados. En la misma línea ¿habrá establecido un tope en el uso de las tarjetas VISA Oro?
Según esa formativa, cuando el límite fijado sobrepase los 100 “el teléfono sólo continuará en servicio para llamadas a teléfonos corporativos. La medida se hará efectiva de forma inmediata, para la facturación del período diciembre-enero” dicen desde CRTVE. La Corporación RTVE ha aplicado esta política de reducción de gastos de forma general, desde principios de 2008, en todas las sociedades del grupo. Los presupuestos por los que se regirá la Corporación en 2009 están en consonancia con la política de contención de gasto exigible en el panorama económico actual”. La Corporación publica, según fuentes oficiales, gastará el próximo año casi 99 millones de euros menos que en 2008.
Debe ser que la externalización de cada vez más servicios a favor, mayoritariamente, de la Mediapro de Jaume Roures facilita esta política ahorrativa. Pero habría que comprobar los gastos de distintos programas para constatar que CRTVE se apretó el cinturón. De momento, Luis Fernández se salvo del KO por la campana cuando los sindicatos mayoritarios, salvo USO, desconvocaron la huelga que tenían prevista para el pasado 22 de diciembre, día de retransmisión del Sorteo de la Lotería de Navidad. La Unión Sindical Obrera optó por no ratificar el acuerdo entregado por la dirección a los representantes sindicales, por el cual se desconvocaba dicha huelga a cambio de dejar en suspenso, hasta el día 20 de enero, las licitaciones que permiten la externalización de parte de los servicios informativos de los Centros Territoriales.
Lo que decíamos al principio: el privilegio de contar con el respaldo de los Presupuestos Generales del Estado es toda una garantía de “éxito”. De momento, la financiación de la futura “nueva casa” de RTVE está garantizada por un acuerdo entre el ICO, la SEPI y RTVE lo que “permitirá construir y hacer el traslado sin tener que vender ahora los terrenos donde están ubicadas los diferentes centros de trabajo”. Vamos, como cualquier empresa en plena recesión o como cualquier ciudadano español.