Menú Portada
En compañía de su novio, Javier Rigau.

EXCLUSIVA: Gina Lollobrigida denuncia a Javier Saavedra

Julio 21, 2010

Le piden cerca de cuatrocientos mil euros. Una cifra nada desdeñable que, según Javier y Gina, el polémico abogado les habría estafado.

pq_922_gina.jpg

Las pintan negras para el abogado Javier Saavedra. Se le acumulan los problemas. Desde que diversos medios de comunicación descubrieran aspectos desconocidos sobre la personalidad del mediático agente, todos hablan, dicen y especulan acerca de sus artes en el frío mundo de los juzgados. La situación empieza a ser terrible. De hecho, las lenguas de vecindonas aseguran que prácticamente el total de sus mediáticos clientes le han dado la espalda. Ana García Obregón, por ejemplo, ya no cuenta con sus servicios para defenderse de propios y ajenos. Es también el caso del empresario Javier Rigau, que saltó a la palestra por su relación con la magnánima Gina Lollobrigida. Con Rigau vivió una amistad sincera, con muchas confesiones y asuntos profesionales que acabaron en desgracia. Dicen que Javier guarda muy mal recuerdo de aquella época, entre otras cosas porque se gastó un fortunón en interponer demandas y querellas que, al parecer, quedaban siempre en aguas de borrajas. Era como si nunca se hubieran presentado. En ese negociado por su intimidad también se unió Gina quien abonó altísimas cantidades de dinero para protegerse de los comentarios, en ocasiones maledicientes, de quienes les criticaban en todos los medios de comunicación. Por aquel entonces, la dama y el caballero confiaban plenamente en su defensor. Jamás pensaron que acabarían sintiéndose estafados. Hasta que la venda se les cayó de los ojos. 
 
Cuatrocientos mil euros
 
Ahora dirimen en los tribunales un asunto que nadie sabe cómo terminará. Javier Rigau reclama a Javier Saavedra cerca de cuatrocientos mil euros que él considera estafados. Y cuenta con el incondicional apoyo de su intermitente novia. De hecho, insisten en que la actriz está a punto de regresar a España para ratificar la demanda interpuesta contra el polémico abogado. Está que trina. Y no es de extrañar, pues en caso de que sea cierto, se trata de una auténtica barbaridad. Ahora le toca el turno a la penalista Teresa Bueyes, representante a partir del momento de ambos protagonistas, quien deberá luchar en los tribunales para conseguir una sentencia favorable. Conociéndola, no le será difícil. Su bajage profesional y su amplio curriculum le amparan. Nadie puede ocultar que es, sin duda alguna, uno de los grandes varapalos contra el defensor de la Duquesa de Alba. Habrá que esperar.
 
Por Saúl Ortiz (saul@extraconfidencial.com)