Menú Portada

España-Albania: El partido de la reconciliación que puede servir de inspiración para los que mandan

Octubre 6, 2017
sergio ramos

Siempre se ha dicho  que el fútbol es lo más importante dentro de las cosas menos importantes. Normalmente esta máxima se cumple. Sólo es fútbol. Pero a veces el fútbol, tan sumamente instaurado en nuestra sociedad, puede servir para algo más que para celebrar goles. Para lo bueno y para lo malo, el fútbol es un reflejo más o menos realista de la sociedad. Y así, súbitamente el España-Albania de esta noche (20:4 horas, estadio José Rico Pérez, La 1), cobra una trascendencia que va más allá del deporte. Ya ven, un encuentro tedioso y sin mayor interés deportivo se ha convertido en un acontecimiento de suma importancia. Tanta que podría servir de inspiración para los que mandan, para aquellos que tienen en sus manos la posibilidad de reconducir la situación o, al menos, intentarlo.

Por el momento, la primera prueba de fuego no ha salido tan mal. Después de todo lo que ha pasado y con su comparecencia de prensa muy reciente, el termómetro para saber si la crispación ha disminuido no es otro que Gerard Piqué. El central del Barcelona encarna todo lo que una parte de la sociedad española rechaza de plano. Justa o injustamente, pero lo encarna. Por eso era importante conocer la reacción del público que abarrotó el estadio José Rico Pérez en el último entrenamiento de la selección española antes del choque ante Albania. Y fue mejor de lo esperado. Hubo pitos sí, pero también ovaciones, cánticos y pancartas a favor de Piqué. Se puede decir que la cosa estuvo repartida y eso ya es un gran avance.

Ahora queda saber si la historia será similar en el partido, un evento del que estará atenta toda Europa y no precisamente por el aspecto deportivo. Lo mejor que podría pasar es que el ruido generado por el choque fuera el menor posible. Lopetegui y Ramos han puesto su granito de arena para ello. No es necesario que a Piqué se le ensalce, bastaría con que no se le ataque. Y no se equivoquen, no es por él, sino porque un clima de paz y sosiego seria una victoria de la sociedad española. Confiemos en que suceda.

Con el billete a Rusia en el bolsillo

España lidera el grupo G con tres puntos de ventaja sobre Italia. A falta de dos jornadas, y con el goal average muy de cara (17 goles a favor de España), esto significa que el combinado nacional estaría virtualmente clasificado para el Mundial de Rusia si vence esta noche a Albania. Para ello, Lopetegui podría volver a utilizar la defensa de 3 que suele emplear con los equipos cerrados incómodos, como posiblemente sea Albania. El seleccionador jugó al despiste  el entrenamiento y probó con varios sistemas: el clásico 4-3-3 y el mencionado dibujo con tres centrales y dos carrileros. Uno de los onces con los que probó (del que seguramente se caiga alguna pieza para el partido) fue el formado por: De Gea; Azpilicueta, Ramos, Piqué, Alba; Illarramendi, Thiago e Isco; Pedro, Silva y Aduriz.

Felipe de Luis Manero

@FelipedeLuis99