Menú Portada

El escándalo de la Corrida de Toros televisada en “beneficio” de ASPRONA: los ganaderos (70.000 euros), las cuadrillas (52.083 euros), se llevan el dinero de los niños discapacitados a los que tan solo fueron destinados 3.480 euros

Julio 1, 2016
perera2

La tradicional Corrida de Toros en beneficio de ASPRONA (Asociación para la Atención a Personas con Discapacidad Intelectual y sus Familias de la Provincia de Albacete), emitida en directo por TVE el pasado día 4 de junio fue una auténtico escándalo desde el punto de vista económico, lo que ha levantado ya voces muy criticas entre los verdaderos aficionados que ven como gestos así demuestran “la caradura” que hay en el taurinismo oficial, lo que beneficia aun más a los movimientos anti taurinos. “Ellos, los toreros y los ganaderos y todo lo que les rodea, son los culpables con gestos así de la complicada situación que está viviendo la Fiesta, asediada por los anti taurinos”, afirman.

Hoy, Extraconfidencial.com les ofrece los datos exactos de cómo se vació el dinero en beneficio de unos pocos –ganaderos y cuadrillas-, y en detrimento de los discapacitados, los verdaderos personajes a los que iba dirigido este espectáculo benéfico, por el que Televisión Española no pagó ningún concepto económico por su retransmisión. Esta emisión suponía la vuelta de las cámaras de la Cadena pública, presidida por José Antonio Sánchez, a una Plaza de Toros, después que el 13 de agosto de 2015 fuera televisado en directo el regreso del espectáculo taurino a la ciudad de San Sebastián, con Enrique Ponce, José María Manzanares y Alberto López Simón en el cartel.

De casi 150.000 euros ingresados solo 3.000 para los discapacitados

De los 147.215 euros ingresados por taquillaje solo a los discapacitados de ASPRONA llegaron la cantidad de 3.480 euros, una ridícula cifra dado el importe oficial recaudado en taquilla, a los que hay añadir unos donativos recibidos de 5.329 euros, conseguidos al margen de la venta oficial de entradas.

Teniendo en cuenta que el único espada del festejo, el matador extremeño Miguel Ángel Perera, no cobró, en teoría, ni un solo euro, ni la televisión española tampoco pagó ni un solo euro por los derechos de imagen de la emisión de la corrida de ASPRONA, el dinero del taquillaje se lo llevaron y repartieron entre dos colectivos: los ganaderos, a los que algunos ya llaman ganaduros, y los miembros de las diferentes cuadrillas que utilizó Perera.

IMG_20160622_142059

Así, los ganaderos se llevaron 70.000 euros por siete toros enchiquerados. Solo por el sobrero de la Ganadería de Garcigrande, en vez de regalarlo su representante como una obra benéfica, se tuvo que pagar la nada desdeñable cifra de 6.000 euros. Perera se enfrentaba ese día a astados de tres hierros diferentes: Las Ramblas, Fuente Ymbro y Garcigrande. Según fuentes oficiales consultadas por este periódico “el propietario de la Ganadería de Las Ramblas, el albaceteño Daniel Martínez, hizo un precio asequible, cobró los toros a un precio igual a los que había venido cobrando en corridas anteriores, pero tanto los propietarios de Fuente Ymbro como Garcigrande cobraron los toros como si fueran para plaza de primera, además de ser toros chicos y flojos”. Finalmente, se lidiaron tres toros -tercero, cuarto (este como sobrero de un titular de Las Ramblas) y quinto- de Garcigrande, dos -primero y sexto- de Fuente Ymbro, y uno -el segundo- de Las Ramblas.

Pero aparte de los ganaderos, que no donaron ni un solo toro en beneficio de los discapacitados, las cuadrillas que empleó Perera esa tarde benéfica, en la que cortó tres orejas, se llevaron la significativa cifra de 52.083 euros por vestirse de luces. Además, en “gastos diversos” la organización se gastó otros 6.000 euros, más 7.780 euros en publicidad en una corrida que era además televisada.

La Corrida organizada en beneficio de ASPRONA supone una de las citas taurinas más tradicionales de la temporada nacional y este año cumplía su 44 edición. Es un festejo que, en teoría, sirve para recaudar fondos para una Asociación para la atención a personas con discapacidad intelectual y sus familias de la provincia de Albacete. La misión de ASPRONA, es “contribuir, desde su compromiso ético, con apoyos y oportunidades, a que cada persona con discapacidad intelectual o del desarrollo y su familia puedan desarrollar su proyecto de calidad de vida, así como a promover su inclusión como ciudadana de pleno derecho en una sociedad justa y solidaria”. En el año 2006 se le concedió a esta Asociación la Cruz de Oro de la Orden Civil de la Solidaridad Social por su importante labor, ya que asiste a unas 1.000 personas.

Grandes críticas de los verdaderos aficionados

Este bochorno económico ha levantado ya grandes críticas en los círculos de aficionados, que culpan al taurinismo de lo sucedido y que con gestos así ayudan muy poco a fomentar la Fiesta Nacional en beneficio de los movimientos anti taurinos. Para estos colectivos consultados, “la tradicional corrida en beneficio de ASPRONA fue un auténtico descalzaperros, por usar un calificativo muy suave, en su gestión económica. Para eso que no haya toros, ni televisión, para tanto golfo que hay dentro de la Fiesta. Vergonzoso. Como diría Aristóteles, “educar la mente sin educar el corazón no es educación en absoluto”…”, señalan desde los círculos taurinos, donde dudan que el matador Perera no haya cobrado ni un solo euro, como el mismo y su apoderado han asegurado.

Ya han surgido muchos interrogantes: “¿Reparten todos menos Pereda? ¿70.000 euros por el ganado? ¿A 18.000 euros por cuadrilla y 11.000 euros por toro? ¿Y por qué pagar los derechos de imagen de las cuadrillas con cargo a los beneficios? En San Isidro, por ejemplo, ya se llevan todos los toreros el 50% de los 1,2 millones que paga Canal Plus.

En resumen, la práctica totalidad de los beneficios recibidos por los discapacitados han llegado de la mano de los donativos recibidos, que suman unos 5.000 euros, que suponen casi el doble de los beneficios alcanzados por taquilla que solo suman unos 3.000 euros. “Donde esta la solidaridad del mundo del toro, ¿o es que sólo vienen a llevárselo?, afirman ya muchas voces críticas.

Juan Luis Galiacho

juanluisgaliacho@extraconfidencial.com

 @jlgaliacho