Menú Portada

El Rey de los charcos

Abril 24, 2014

“Agua, San Marcos, rey de los charcos. Para mi triguito, que ya está bonito. Para mi cebada que ya está granada. Para mi melón que ya tiene flor, para ti, amigo lector, sandía que ya está florida”.

Entramos en el último fin de semana de abril y el agua como no puede ser de otra manera ha de venir. Y eso que este viernes 25, último del mes, viene marcado por la influencia del anticiclón que se sitúa por encima de las Canarias y deja un tiempo estable y soleado, salvo por el noreste, lluvias moderadas en Cataluña y tormentosas en  Baleares al despertar, por donde se despide el último sistema frontal que nos está cruzado.  

Unas altas presiones que no van a impedir que una borrasca, bastante bien formada, frente a las islas Británicas, deje por la tarde las primeras lluvias al oeste de Galicia y que van a ser la previa de un sábado 26 de abril, donde veremos bastantes charcos por el tercio norte. La precipitación avanzará con bastante celeridad y no es de extrañar, que empiece lloviendo en Galicia y termine la jornada soleada y en el País Vasco suceda la contrario, que amanezca despejado y se vaya nublando y torciendo. Las lluvias alcanzarán durante el sábado el centro y oeste de la península.  El sur peninsular, todo el arco mediterráneo y ambos archipiélagos disfrutarán de un fin de semana de cielos azules y de verdadera playa.  

Y el domingo 27 el anticiclón tendrán continuidad en toda España, salvo en el cantábrico oriental y pirineos donde pueden caer algunas lluvias. Las temperaturas serán más que primaverales y podremos lucir palmito, aunque en la meseta castellana a primeras horas será conveniente abrigarse, tan solo 1 grado en la imperial Lerma, Burgos. Vemos máximas entre los 25 y los 28 grados desde las costas malacitanas hasta Benicarló en Castellón.  

Por San Marcos el melonar, ni nacido, ni por sembrar