Menú Portada
El 27 de enero la Universidad pública madrileña abrió una información reservada y a día de hoy, seis meses después, se silencia el caso de los millonarios trabajos en Venezuela

El Rector de la Universidad Complutense, Carlos Andradas, se marcha de vacaciones sin resolver aún el expediente al co fundador de Podemos, Juan Carlos Monedero

Julio 21, 2015

Todo indica que pretende dilatar la información para que la falta prescriba; el plazo de prescripción se inició en el 2013, en el momento que la falta se cometió, y la información reservada abierta hasta el momento no paraliza este proceso, sólo lo hace el expediente disciplinario que no se ha abierto todavía
Algunos de los proyectos en Venezuela del profesor Monedero tuvieron el visto bueno de la Universidad Complutense de Madrid en los años 2008 y 2009, cuyo rector por entonces era Carlos Berzosa ya cuyas órdenes trabajaba el hoy rector de la UCM, Carlos Andradas, entonces su vicerrector
Otra de las personas que ha mostrado más a las claras que está dispuesta a ejercer el poder hasta en los más pequeños asuntos es Carmen Pérez de Armiñán, decana de Ciencias de la Información, que cuenta con el favor de Carlos Andradas, quien ha nombrado encargada de Comunicación a una profesora del Departamento de Periodismo I y ha promovido a Gerente General a la que, durante años, ha sido Gerente de dicha Facultad


El próximo día 27 de julio se cumplen ya seis meses desde que la Universidad Complutense de Madrid (UCM), anunciara la apertura de un “proceso de información reservada” al cofundador de Podemos, el profesor de la Facultad de Ciencias Políticas, Juan Carlos Monedero Fernández, por sus trabajos externos en Venezuela y la supuesta investigación a cargo del Servicio de Inspección de la UCM no ha dado fruto alguno, ni se conoce en ninguno de sus términos. El actual rector de la Complutense, Carlos Andradas, se marcha de vacaciones sin resolver todavía el citado expediente.

Sin embargo, la investigación periodística que comenzó Extraconfidencial.com sí que descubrió que el Instituto Complutense de Estudios Internacionales (ICEI), perteneciente a la UCM,  colaboró con el cofundador de Podemos en varios proyectos diferentes, al menos en dos, según los contratos que obran en nuestro poder y cuyos documentos reproducimos en su día (METER ENLACE). El primero es un contrato con el Ministerio del Poder Popular para la Planificación y el Desarrollo de Venezuela, donde la cantidad a cobrar es de 95.000 euros. El otro es una notificación del Director del ICEI referido al proyecto denominado “Carta Iberoamericana de Participación de los Ciudadanos en la Gestión Pública”, donde se cita expresamente que la dirección le corresponde al profesor Juan Carlos Monedero.

Algunos de los proyectos en Venezuela del profesor Monedero tuvieron el visto bueno de la Universidad Complutense de Madrid en los años 2008 y 2009, cuyo rector por entonces era Carlos Berzosa ya cuyas órdenes trabajaba el hoy rector de la UCM, Carlos Andradas, entonces su vicerrector. Por eso, fuentes solventes consultadas indican que “el actual rector Carlos Andradas pretende dilatar la información para que la falta prescriba. El plazo de prescripción se inició en el 2013, en el momento que la falta se cometió, y la información reservada abierta hasta el momento no paraliza este proceso, sólo lo hace el expediente disciplinario que no se ha abierto todavía”.Puede ser esta la razón por la que todavía, seis meses ya transcurridos, no se haya abierto aun expediente alguno sobre la incompatibilidad del co líder de Podemos, que cobró más de 400.000 euros por Informes a gobiernos bolivarianos.

Tampoco se sabe cuál va ser la situación de Jesús María Montero Delgado, miembro de la “Casta Universitaria” con un sueldo de 74.049 euros, además de ser uno de los líderes de Podemos en Madrid y cerebro de la “Operación One Girl” que aupó a Manuela Carmena a la alcaldía de Madrid.

El rector Andradas y sus vacuas promesas

Las primeras medidas tomadas por el Rector y catedrático de Álgebra Carlos Andradas Heranz (nacido en 1956 en la localidad catalana de Reus), reafirman quesigue amparando el poder de la “Casta Universitaria”, que en la mayor universidad presencial de España sigue regentando la formación Podemos y los hombres de su profesor honorífico de Ciencias Políticas, Pablo Iglesias.

Hay aspectos del programa y de la actuación del nuevo Rector Carlos Andradas que profesores y personal de Administración y Servicios siguenpidiendo continuamente su aclaración. Entre estos aspectos, el principal es que mantiene intactos los privilegios de los aproximadamente 200 miembros de la Supercasta y de la Casta Complutense, que ganan más que el Presidente del Gobierno y que sus ministros. A partir de ahí, la credibilidad de Andradas está muy tocada. Extraconfidencial.com  ha comprobado que el video de la toma de posesión del nuevo equipo ha tenido un número de visitas ínfimo, irrelevante. Hace recordar al Blog del anterior Rector, José Carrillo, que no tuvo comentario alguno durante meses.

La fotografía del nuevo equipo de Andradas y el lema que él dio -“¡A trabajar!”-, ha servido para que algunas fuentes consultadas por este periódico interpreten esa orden de la siguiente manera: “¡A trabajar para favorecer los privilegios de las Castas Complutenses!… Muchas de las promesas de Andradas están montadas sobre el vacío”. Las mismas fuentes resaltan que promete un millón de euros a los estudiantes mientras mantiene los complementos de las Castas, que ascienden a 4.5 millones anuales. Dice que la Universidad va a generar recursos propios y oculta -porque él lo debe saber-, que los intentos del anterior Rector por atraer recursos de empresas terminaron por resultar ruinosos para la Universidad Complutense. Y así sucesivamente.

Mientras tanto, según distintos testimonios recabados por este periódico, “a Carlos Andradas le vienen bien los conflictos generados dentro de las Facultades. Primero, porque así los profesores y PAS se distraen de los asuntos fundamentales. Segundo, porque recompensa con poder a determinados cargos el apoyo en las pasadas elecciones ¿Adónde lleva esta política de Andradas? A ninguna parte o a dejar la Universidad en peor estado del que ha recibido”.

Otra privilegiada: Carmen Pérez de Armiñán, decana de Ciencias de la Información

Además de sus favores a Juan Carlos Monedero, otra de las personas que ha mostrado más a las claras que está dispuesta a ejercer el poder hasta en los más pequeños asuntos es Carmen Pérez de Armiñán, Decana de Ciencias de la Información. Ésta se ve en el bando vencedor de las últimas elecciones a Rector. Es decir, porque cuenta con el favor de Carlos Andradas. Precisamente, el Rector Andradas ha nombrado encargada de Comunicación a una profesora del Departamento de Periodismo I. También ha promovido a Gerente General a la que, durante años, ha sido Gerente de dicha Facultad (y de la que Extraconfidencial.com se ocupará en su momento).

Carmen Pérez de Armiñán es hija de Gonzalo Pérez de Armiñán, quien fue Decano de Ciencias de la Información (1975-1977). Se hizo célebre porque bunkerizó la Facultad. Él se reservó un ascensor e hizo inaccesible un espacio de la Facultad. Los estudiantes acabaron por derribar la pared separadora y, desde entonces, se unieron el edificio antiguo y el nuevo. Según nuestras fuentes, “su hija ha ido mucho más allá: está bunkerizando la Facultad psicológica y comunicativamente. Lo bueno es que la situación se ha hecho tan tensa que acaba por saltar a los medios de comunicación”.

Uno de los últimos escándalos que ya ha saltado ocurrió el pasado 18 de Junio cuando se celebró la Junta de Facultad en Ciencias de la Información. Extraconfidencial.com ha podido acceder a abundantes notas de aquella Junta que se saldó con la imposición por parte de la Decana de un acuerdo sin consentir votación alguna y ante el clamor y la protesta de los allí reunidos. Tampoco en el uso de la palabra se mostró más democrática y garantista: monopolizó más de la mitad del tiempo e impidió el uso de la palabra de forma caprichosa y arbitraria. Las fuentes califican la Junta de “auto-Junta o dicta-Junta”.

Expertos en organización indican que para entender este caso “resulta muy útil leer una obra que Friedrich Dürrenmat escribió para la radio, en 1951: Proceso por la sombra de un burro. Un ridículo asunto doméstico es el inicio de una serie de acontecimientos que convierten un sencillo pleito de mercado en un sobredimensionado asunto de implicaciones filosóficas, teológicas, económicas, políticas y sociales”.

El problema tiene sus raíces en el año 2010, cuando dos profesores pidieron el traslado del Departamento de Periodismo III al de Periodismo I y les falló su intento de llevarse la docencia. Entonces, el Catedrático Fermín Bouza, un referente académico de toda la Facultad, comunicó que los acogería para que diesen clase en un nuevo Master que estaban creando en el Departamento de Sociología VI.

El trato vejatorio de la Decana al reputado Catedrático Bouza

A la citada Junta asistió el catedrático Fermín Bouza, profesor de la reina Leticia, por si su información podía resultar útil para conocer la historia de lo sucedido. Según las fuentes consultadas la decana mostró la siguiente conducta hacia el catedrático: “¡No tiene la palabra y no es miembro de esta Junta! Es decir, usted se ha sentado ahí, la profesora Aina (Aina López, directora de Sociología VI) ha dicho que sí podía venir, pero usted no está invitado. Así que ya que se ha sentado aquí no intervenga, no intervenga porque no es miembro de esta Junta.”. El profesor Bouza replica que la Junta es pública. Ella replica: “No intervenga, no es pública, léase usted los estatutos. No intervenga, sea usted correcto. Se ha sentado sin invitación”. El catedrático responde: “¿Me echa usted?”. La decana: “No tiene usted la palabra ni la va a tener”. “Perdón, profesor Bouza, le ruego que si no se calla usted salga de la sala”. La Decana, a gritos, le dice al profesor Bouza que le va a pedir que abandone la sala. Y Bouza abandonó la sala no sin expresar que ha sido aludido varias veces.

Lo que sin duda será recordado durante mucho tiempo en la Facultad, además de no permitir a los miembros de la Junta de Facultad ejercer su derecho al voto, tal y como ha podido saber Extraconfidencial.com, no se trataba de la primera vez que impedía las votaciones. Por eso, en días sucesivos, volveremos sobre este documento para acabar de mostrar otros aspectos que han salido en esta Junta y fuera de ella. Se pretende comprobar si, segura de contar con el favor del rector Carlos Andradas, Carmen Pérez de Armiñán, o su entorno, actuando como un “lobby”, se dedican a “tocar” a diversos Vicerrectores.

Juan Luis Galiacho
@jlgaliacho