Menú Portada
Ya hay 2,45 trabajadores en activo por cada jubilado

El número de afiliados a la Seguridad Social con relación a los pensionistas alcanza el nivel del año 2003

Abril 30, 2012

Desde el 2007 se han perdido 805.906 cotizantes, un 6,43% del total

Mientras los trabajadores en situación de jubilación ya superan los 8 millones, con un crecimiento del 6,43% en el mismo periodo

En los últimos cuatro años la caída más acusada ha sido la de los empleados extranjeros con un descenso del 15,92%


Esta semana pasada se conocieron los datos de desempleo del primer trimestre de 2012. La situación, lejos de mejorar, empeora por momentos y con un aumentó en 365.900 personas la cifra total de parados alcanza los 5.639.500, la mayor en la historia reciente. Este aumento de un 1,59% hace que la tasa se sitúe ya en el 24,44% de la población activa, la más alta de toda la Unión Europea, y lo que es peor que se alcance el mismo porcentaje que en 1994.

Pero sin duda lo peor de estos números es el enorme drama social que esconden. Así los hogares con todos sus miembros en paro alcanzaron los 1.728.400, 153.400 más que en el trimestre anterior. Mientras, en el lado contrario, aquellos en los que todos sus integrantes están ocupados disminuyeron en 252.300, hasta los 8.593.700. Los datos son especialmente malos en dos comunidades, Canarias y Andalucía, donde una de cada tres personas no tiene trabajo.

El sistema de Seguridad Social se tambalea

Pero estas cifras también plantean un grave problema para el sistema actual de Seguridad Social, y es que mientras el paro crece y por tanto se pierden cotizantes, el número de jubilados no deja de aumentar. Así, desde el 2007 como pueden comprobar en el cuadro adjunto, se alcanzó la cifra máxima de 20,5 millones de afiliados a la seguridad social. Desde ese año, el número de cotizantes ha caído en 805.906 personas casi un 4%, mientras que los pensionistas han evolucionado en orden inverso, creciendo en 487.622, un 6,92%.

El resultado es que mientras en el 2007 había 2,71 trabajadores en activo por cada pensionista, hoy el ratio tan sólo alcanza los 2,45, el mismo nivel que en 2001. Hace cinco años se alcanzaba un record de afiliados, en buena parte por la incorporación de extranjeros al sistema de Seguridad Social por la legalización masiva impulsada por Jesús Caldera, ministro de Trabajo en la primera legislatura de José Luis Rodríguez Zapatero en el año 2005. Como pueden ver en el siguiente cuadro se pasó de 1.076.744 afiliados en 2004, a 1.688.598 en 2005 y 1.981.106 en 2007. Desde entonces, su caída acumula los 315.315 trabajadores, un 15,92%, lo que demuestra el fracaso de esta medida, que se agravará en el futuro. Y es que el paro en este colectivo en el primer trimestre se incrementó en 67.400 personas, hasta sumar 1.293.100, lo que llevó la tasa de paro en este colectivo al 36,95%. Unos datos que dejan una terrible consecuencia social y económica.