Menú Portada
Pese a los numerosos requerimientos para regularizar la situación

El Museo del Prado no completó el intercambio de obras de arte con el Centro de Arte Reina Sofía

Diciembre 16, 2008

No dieron de baja en el inventario del MNP las obras que correspondía asignar al MNCARS conforme a las órdenes ministeriales de 1992 y 1995
 
Como resultado del proceso de reordenación de colecciones, se atribuyeron al MNCARS 156 obras del MNP (incluidas las de Picasso, Gris y Miró, que ya estaban depositadas), mientras que el número de obras efectivamente trasferidas al MNP se limitó a 3


En torno al arte siempre ha existido negocio. Y sólo unos privilegiados disponen de información suficiente para especular en toro a él. Mediante el Real Decreto 535/1988, de 27 de mayo, actualmente derogado, el Centro de Arte Reina Sofía se configuró como Museo Nacional, sustituyendo de este modo al hasta entonces Museo Español de Arte Contemporáneo (MEAC). Los fondos iniciales de la colección del Museo que lleva el nombre de la Reina se formaron con la colección del anterior MEAC y las obras adquiridas por la Administración General del Estado con la asistencia de la Comisión Asesora del «Centro de Arte Reina Sofía». El Museo Nacional del Prado (MNP), por su parte, contaba entre sus fondos artísticos con obras del siglo XIX y XX. En virtud de lo previsto en el Real Decreto 535/1988, el MNP en 1992 cedió en depósito al MNCARS (Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía), las obras de que disponía de Pablo Ruiz Picasso, Juan Gris y Joan Miró, entre otros. En ese mismo año fueron depositadas en el MNP 20 obras procedentes de la colección del MNCARS.
 
Posteriormente, con objeto de efectuar una reordenación duradera de ambas pinacotecas, mediante el Real Decreto 410/1995, de 17 de marzo, se acordó que la colección estable del MNP estaría integrada, con carácter general, por las obras de los artistas nacidos antes de 1881, mientras que las de los artistas nacidos a partir de dicho año se asignarían al MNCARS; si bien, como excepción a este criterio, el propio Real Decreto relacionaba una serie de artistas nacidos antes de 1881 cuyas obras se asignaban al MNCARS.
 
Incumplimiento del Real Decreto
 
Durante el mes de octubre de 1995 se dictaron diversas órdenes ministeriales para la ejecución de la reordenación de las colecciones, transfiriéndose diversas obras del MNP al MNCARS y levantándose el depósito en el MNP de 20 obras, las cuales fueron distribuidas conforme a lo dispuesto en el citado Real Decreto 410/1995. Como resultado del proceso de reordenación de colecciones descrito, se atribuyeron al MNCARS 156 obras del MNP (incluidas las de Picasso, Gris y Miró, que ya estaban depositadas), mientras que el número de obras efectivamente trasferidas al MNP se limitó a 3.
 
Las restantes obras que debían ser redistribuidas conforme al Real Decreto 410/1995, permanecen desde el año 1995 en una situación de indefinición acerca de su asignación, control y competencias de gestión, al no haberse dictado por el Ministerio de Cultura las órdenes ministeriales pertinentes a fin de regularizar la situación jurídica en la que se encuentran.
 
Doce años sin control
 
Transcurridos más de doce años desde la promulgación del citado Real Decreto, no se habían formalizado asignaciones adicionales respecto a las efectuadas en 1995, por lo que en la práctica la reordenación se encontraba paralizada desde tal fecha.
 
La ausencia de una asignación efectiva de las obras a las colecciones de ambas pinacotecas, para dar cumplimiento al Real Decreto 410/1995, afecta tanto a las obras ubicadas en sus respectivas instalaciones como a las depositadas en otras instituciones. En este sentido, para la realización de las tareas de control por parte de ambas entidades museísticas sobre los depósitos se produce una situación de confusión respecto a las obras a revisar por el personal de uno u otro Museo, debido a
la existencia de un gran número de obras cuya adscripción correspondería modificar en aplicación del referido Real Decreto.
 
¿De quién son las obras?
 
Durante el ejercicio 2007 se realizaron diversos contactos entre el MNP y el MNCARS, incluyendo el intercambio de listados provisionales de obras con el fin de lograr una aproximación acerca de las que se encontraban pendientes de un cambio de asignación. El resumen de dicha información es el siguiente:
 
El MNP, según su información, poseía en sus instalaciones un total de 17 obras que corresponderían al MNCARS, conforme al Real Decreto 410/1995, pero que continuaban en su poder como consecuencia de la falta de la oportuna Orden ministerial de asignación. No obstante, se ha comprobado que dos de tales obras contaban con la correspondiente Orden ministerial para su asignación al MNCARS, a pesar de lo cual se mantenían en el MNP. El MNCARS, por su parte, no había facilitado información sobre las obras de que disponía que correspondían al MNP.
 
Por lo que respecta a las obras en depósito en otras instituciones, según las estimaciones del Museo había un total de 153 obras depositadas por el propio MNP que corresponderían al MNCARS, por pertenecer su autoría a artistas nacidos a partir de 1881. Además, el MNCARS había facilitado al Museo un listado de aquellas obras que, estando cedidas en depósito por aquél, pertenecerían al MNP (dicho listado contenía un total de 471 obras, pero precisaba ser depurado, por lo que el número definitivo debía ser inferior). Dado que tales actuaciones aún no habían culminado con la delimitación definitiva del conjunto de obras a transferir, no resulta factible determinar el número exacto de obras que estaban pendientes de reasignación.
 
Conclusión: no se habían dado de baja en el inventario del MNP las obras que correspondía asignar al MNCARS conforme a las órdenes ministeriales de 1992 y 1995. Se ha comprobó que dicha operación de baja ya se había producido en los inventarios del MNP, con la salvedad de tres grabados (dos de Esteve Botey -G20 y G1561- y uno de Durán Lillo -G1707). Según los documentos que obran en poder de extraconfidencial.com, “en el referido Informe se indicaba que no se habían dado de alta en el inventario del MNP las obras procedentes del MNCARS que fueron asignadas por la Orden ministerial de 1995, operación que también se había producido a la fecha de las actuaciones realizadas en la presente fiscalización”.