Menú Portada
La paralización del fichaje de Kaká por el Manchester City ha levantado una ola de especulaciones

El Madrid no hará fichajes, pero el mercado se prepara para la campaña electoral

Enero 20, 2009

Lo decíamos hace un par de días: el Madrid se apresta a vivir entre convulsiones el legado de Ramón Calderón. Cuando no hay fecha de los comicios, cuando no sabe quién concurrirá a los mismos, el mercado ha comenzado a prepararse para la dura batalla. Con los antecedentes de las últimas citas con las urnas blancas, no hay un solo intermediario que no quiera sacar partido de las próximas. Ya se puede hablar de que estamos en pre campaña electoral.

pq__kaka.jpg

Vicente Boluda, el presidente accidental, no ha fijado fechas. Al comité de empresa del Real Madrid le dijo que barajaba el 28 de junio o el 6 de julio, mientras que en un par de entrevistas ha señalado la primera quincena de julio como la más propicia. En la mitad está virtud y esa es el 6 de julio, para hacer buena su palabra. Eso significa que desde hoy a esa fecha tenemos por delante 166 días. Un montón de días que se harán insufribles para el madridismo como cada dos jornadas lancen el nombre de un posible fichaje.
Pero evidentemente algo ha empezado a moverse. Y hay un hecho que así lo demuestra. Kaká, jugador del Milán, tenía prácticamente cerrado su fichaje por el Manchester City, que pagaba al club lombardo la friolera de 105 millones de euros –Kaká costó en 2004 al Milán sólo 8,5 millones-. La cifra era tan abrumadora que el club de Silvio Berlusconi no tuvo más remedio que decir “sí, quiero”. Y mandó al representante del jugador a negociar su ficha para las próximas cinco temporadas con una oferta inicial de 15 millones de euros anuales. Cuando todo parecía cerrado y los únicos que se oponían al traspaso eran los hinchas rojinegros, la operación se ha roto inexplicablemente. Los ingleses se han quedado sin el jugador y el Milán sin el dineral del traspaso. Kaká no ha dicho nada, pero parece quedarse feliz en la Lombardía. ¿Qué ha pasado? Nadie puede asegurarlo, pero según la prensa italiana tanto el jugador como el Milán han preferido esperar a que acabe la temporada y realizar el traspaso al Real Madrid. ¿Qué posible candidato ha sido el que ha obrado el milagro? No apuesto por nadie, pero no me cuadra para nada.
¿Va a llegar el futuro presidente con un gasto para el club de más de 100 millones de euros por un jugador? Porque no olvidemos que en esta guerra se va a disparar con pólvora ajena, la del propio Real Madrid. Y el que cace la mejor pieza, ese se supone que será el elegido. Al fin y a la postre ese parece ser el único lenguaje que escucha la grada del Bernabéu. En épocas de crisis como la actual ese despilfarro es una ofensa al pudor, pero es lo que tiene el fútbol. Y eso que de los 41 equipos profesionales españoles más de 30 podrían estar en quiebra. Y ojo, ya veremos cómo acaba la guerra de las televisiones como no puedan pagar los contratos firmados y en algunos casos ya gastados antes de entrar en vigor. Ríete tu del Madoff.
Regresando a la pre campaña del Madrid, hasta que la junta no celebre la nueva asamblea para restituir la legalidad a la entidad, no se conocerá exactamente la fecha de electoral. Pasará al menos un mes antes de conocerse. Ese día será el del verdadero pistoletazo. Los agentes se están frotando las manos.